...

Fuera las caretas- 2011 - Colegio Obispo Perelló

by user

on
Category: Documents
8

views

Report

Comments

Transcript

Fuera las caretas- 2011 - Colegio Obispo Perelló
CUARESMA 2011
“FUERA LAS CARETAS”
EDUCACIÓN PRIMARIA HASTA 5º DE ED. PRIMARIA
(GUIÓN PARA MADRES Y PROFESORES/AS):
INTRODUCCIÓN:
Un año más entramos en la Cuaresma, un "tiempo fuerte" de la liturgia cristiana, que
no quiere "hacernos la pascua", sino prepararnos para la Pascua, la gran fiesta de los
cristianos en la que celebramos la pasión, muerte y resurrección de Jesús, su "paso"
victorioso desde la muerte a la Vida que no se acaba.
Durante los primeros siglos, la Cuaresma era el tiempo en el que los catecúmenos se
preparaban para recibir el bautismo, el sacramento fundamental que nos incorpora a la
comunidad cristiana.
Bautizarse, significa, en definitiva, identificarse con el Misterio Pascual de Jesucristo,
"pasar" con él de la muerte que produce en nosotros el pecado (que es todo aquello que nos
des-humaniza) a la Vida Nueva, a la vida plenamente humana de hijos e hijas de Dios.
Para nosotros, la Cuaresma es un tiempo muy especial que se nos brinda para renovar
nuestro bautismo, entrando en un proceso de conversión (cambio, transformación...) que nos
lleve a desnudarnos del "hombre viejo" y a revestirnos del "hombre nuevo" que es Cristo,
identificándonos un poco más con él.
MOTIVACIÓN GENERAL:
Para los chicos, la Cuaresma y la Pascua no son celebraciones tan familiares ni
sentidas como la Navidad. Y, en cambio, si lo miramos de un modo objetivo, este tiempo
litúrgico es el más importante y constituye el centro de nuestra vida cristiana.
Eso significa que debemos ir conduciendo a nuestros hijos e hijas a un conocimiento y
vivencia de lo que significan la Cuaresma y la Pascua situándonos, por supuesto, en su
capacidad de comprensión. De otra manera no estaríamos desarrollando con ellos una
adecuada pedagogía de la fe. Si nos quedásemos en la Navidad pero no llegásemos a la
Pascua, educaríamos a nuestros hijos en una fe incompleta e inmadura.
Naturalmente y puesto que nos dirigimos a niños y niñas de Educación Primaria, nos
conformaremos con una mera iniciación que se centrará, como otros años, en el tema de la
conversión, que constituye uno de los puntos nucleares de la espiritualidad cuaresmal.
Por el momento nos bastará con que los/as chicos/as comprendan que estamos
preparándonos durante cuarenta días para celebrar la fiesta más importante que celebran los
cristianos. Esa fiesta se llama Pascua y en ella recordamos la muerte y la resurrección de
Jesús. A este tiempo de preparación le llamamos Cuaresma y en él trataremos de cambiar y
ser mejores, para parecernos cada día un poco más a Jesús que nos quiso tanto que dio la vida
por nosotros. A eso le llamamos “convertirse”. El nivel de profundidad en la comunicación
de este mensaje dependerá, por supuesto, de la edad de los alumnos a los que nos dirigimos.
Como siempre, trataremos de hacer todo esto de una manera pedagógica. Este año
utilizaremos el símbolo de las “máscaras” o “caretas” y los “disfraces”.
La Cuaresma comienza, precisamente, cuando acaba el carnaval que es una fiesta que
los niños viven con cierta intensidad. Lo importante es que los niños comprendan que,
aunque haya pasado el carnaval, nosotros seguimos muchas veces “disfrazados” con unas
máscaras que no nos sientan nada bien. Son las máscaras del egoísmo, la pereza, la mentira,
la violencia, la falta de respeto...Durante la Cuaresma vamos a intentar irnos quitando esas
máscaras para que aparezca nuestro verdadero rostro. Ese que Jesús quiere que llevemos
siempre al descubierto: el de la sinceridad y la paz; el de la generosidad y la colaboración; el
del respeto y la amistad...Nuestra misión de Cuaresma será, según la imagen utilizada por San
Pablo, la de quitarnos el disfraz de “hombre/mujer vieja” para ponernos el vestido de
“hombre/mujer nueva”. Así nos pareceremos un poco más a Jesús y podremos celebrar de
verdad la fiesta de su muerte y resurrección.
Como siempre, acompañaremos nuestra dinámica con un “visual” que aparecerá en
las escaleras del colegio, a tono con lo que venimos explicando. Serán cinco máscaras que
representarán los valores negativos (“hombre viejo/mujer vieja”) y que iremos sustituyendo
semana a semana por cinco rostros infantiles en representación de los valores positivos
(“hombre nuevo/mujer nueva”). La colaboración de algunas mamás hará posible, un año más,
que el mensaje que queremos transmitir a nuestros niños pueda entrarles por los cinco
sentidos.
CALENDARIO:
El calendario concreto que seguiremos en la Cuaresma de 2011 será el siguiente:
1ª semana: “SEMANA DE LA CENIZA” (del 9 al 11 de marzo).
2ª semana: “FUERA LA CARETA DEL DESORDEN”(del 14 al 18 de marzo).
3ª semana: “FUERA LA CARETA DE LA RIVALIDAD”(del 21 al 25 de marzo).
4ª semana: “FUERA LA CARETA DEL EGOÍSMO” (del 28 de marzo al 1 de abril).
5ª semana: “FUERA LA CARETA DEL RENCOR”(del 4 al 8 de abril).
6ª semana: “FUERA LA CARETA DE LA AVARICIA”(del 11 al 15 de abril).
* Encuentros con las madres: Serán como de costumbre los martes por la tarde,
según el horario establecido previamente con los profesores. Trabajaremos a partir de cuentos
especialmente elegidos para cada semana.
No importa recordar que todo lo que aquí os ofrecemos es sólo un material
orientativo. En ningún momento debe coartar vuestra libertad o creatividad, sino, al contrario,
favorecerla y desarrollarla. Sois libres para seleccionar, cambiar, transformar, ampliar o
reducir estos materiales según vuestros intereses y la capacidad del grupo de niños al que os
dirigís. De ello dependerá mucho el éxito de vuestro trabajo.
SUGERENCIAS PARA LA CLASE DE RELIGIÓN:
Como en otras ocasiones, ofrecemos a continuación algunas ideas para que puedan ser
utilizadas por el profesor en la clase de religión. De esta manera, los encuentros que tienen
los niños con las madres se verán apoyados, complementados y enriquecidos.
Algunas actividades sugeridas:
+ Ensayo de cantos: mejor si no nos limitamos a que los niños aprendan
mecánicamente una canción, sino que hacemos del ensayo la ocasión para profundizar en el
mensaje de la misma.
+ Dibujos libres sobre los cuentos de cada semana.
+ Escenificaciones
+ Fabricación de caretas: Cada niño/a elabora su propia careta que decora a su gusto
(por ejemplo, en cartulina). En ella va escribiendo sus pequeños compromisos semanales al
hilo de la dinámica que desarrollamos con ellos. Estas caretas pueden servirnos para adornar
la clase durante la Cuaresma.
+ Dossier de Cuaresma: En folios de papel los niños van dibujando una careta cada
semana, sobre la cual escriben el contravalor que queremos corregir, sus compromisos,
alguna actividad que al profesor se le ocurra en torno al tema...
1ª SEMANA: “SEMANA DE LA CENIZA”.
Nota: Las celebraciones del Miércoles de Ceniza tendrán lugar el día 9 de marzo. En los
niveles de 1º y 2º de Educación Primaria se llevarán a cabo por la mañana con las madres en
el salón azul. Los de 3º, 4º y 5º las tendrán por la tarde con el P. Elío en el Salón Azul.
Oportunamente comunicaremos un horario más detallado.
CELEBRACIÓN DE LA CENIZA
Preparación previa:
* Si es posible, los niños habrán ensayado la canción: “De las cenizas nacen las
flores”. Este ensayo debe llevarse a cabo antes de la Semana Blanca. Después no habrá
tiempo.
* Sería deseable que los profesores explicaran con mucha sencillez a los niños, ya
antes de la celebración de la ceniza, lo que es la Cuaresma. Bastaría con decirles que dentro
de cuarenta días, los cristianos vamos a celebrar nuestra fiesta más importante, que se llama
Pascua y en la que recordamos la muerte y resurrección de Jesús. Como es una fiesta muy
importante, la debemos preparar con mucho tiempo (hacerles ver que siempre que hay una
gran fiesta por celebrar, se prepara con tiempo y cuidado). La mejor manera de prepararnos
es intentar ser cada día un poco mejores para parecernos más a Jesús.
Ambientación:
La sala donde se llevará a cabo la celebración estará ambientada con los siguientes
elementos:
* Las cinco caretas que simbolizan los contravalores que queremos dejar durante la
Cuaresma. Cada una llevará el nombre de uno de ellos.
* Carteles: “CUARESMA: FUERA LAS CARETAS”
* En un lugar bien visible se coloca un recipiente con la ceniza.
* Cuando los niños entran en la capilla puede estar sonando de fondo una música
suave o la canción: “De las cenizas nacen las flores”.
Desarrollo:
* Los niños entran en la sala y ocupan sus asientos. Desde el principio tratamos de
crear un ambiente de silencio y de respeto.
* Saludamos a los niños en nombre de Jesús y comenzamos, como siempre empiezan
sus reuniones los cristianos: “En el nombre del Padre...” (Hacemos todos juntos con los niños
la señal de la cruz).
* Luego les preguntamos si saben qué día es hoy (¡Miércoles de Ceniza!).
Empezamos la Cuaresma...luego vamos a explicar mejor qué es eso. Pero ahora vamos a
cantar todos juntos una canción muy bonita que nos ayuda a entender lo que hoy vamos a
hacer aquí: “De las cenizas nacen las flores”.
* Luego hacemos que los niños, en un momento de silencio, se fijen detenidamente en
la decoración de la sala y en las máscaras que adornan sus paredes...
* Luego entablamos con ellos un sencillo diálogo procurando que se haga en un clima
de respeto y de escucha. En todo momento debe respetarse el clima de la
celebración...Algunas preguntas que os pueden ayudar son las siguientes:
¿Qué fiesta acabamos de celebrar la semana pasada? (¡El Carnaval!).
¿Os habéis disfrazado? ¿Sí? ¿De qué?
¿Os gusta disfrazaros? ¿Por qué?
¿Que tiene que ver la fiesta del carnaval con lo que veis dentro de esta sala?
¿ Os gustan estas caretas? ¿Por qué? ¿Qué representan cada una de ellas?
¿Vamos a veces disfrazados con máscaras como estas? ¿Cuándo?
Poco a poco les hacemos ver que, aunque el Carnaval haya terminado, nosotros
seguimos disfrazados con una extraña máscara. Son máscaras nada simpáticas ni divertidas y
además nos sientan fatal. Por eso lo mejor que podemos hacer es quitárnoslas. Son las
máscaras del egoísmo, la pereza, la rivalidad, la falta de comprensión (que ellos vayan
añadiendo otros ejemplos...). Cuando hacemos eso vamos disfrazados del “hombre viejo”,
pero Jesús quiere que cambiemos y que nos pongamos el vestido del “hombre nuevo”
(Se podría dar mayor viveza a la celebración si fabricamos unas máscaras con las que
podamos ir “escenificando” el diálogo que hacemos con los niños).
Para eso tenemos el tiempo de la Cuaresma...(les podemos preguntar si saben lo que
es...y poco a poco, con sus respuestas, ir dejando claro lo esencial). Lo principal es que
comprendan que, con la Cuaresma, los cristianos nos preparamos para celebrar nuestra fiesta
más importante que es la Pascua de Jesús, la fiesta de su muerte y su resurrección. No estaría
bien celebrar esa fiesta disfrazados con estas máscaras tan horribles. Tenemos que cambiar de
vestido. Tenemos que quitarnos estas caretas y dejar que se nos vea nuestra verdadera cara.
La que le gusta a Jesús. Así podremos prepararnos para celebrar la Pascua. Tenemos que
quitarnos el disfraz del “hombre/mujer viejo/a” (egoísta, avaricioso, violento...) Y ponernos
el vestido del “hombre/mujer nuevo/a” (generoso, pacífico, amigo...). La Cuaresma es un
tiempo para cambiar y tratar de ser mejores. Es un tiempo para “convertirnos”.
Eso es lo que significa lo que vamos a hacer ahora cuando pongamos un poco de
ceniza en nuestras cabezas. Significa que empezamos la Cuaresma y que tenemos que
cambiar para parecernos a Jesús. Tenemos que quitarnos las máscaras que nos tapan la cara y
no nos dejan ser como Jesús quiere.
Para acordarnos de eso, veremos aparecer detrás de estas caretas, semana tras semana,
las caras que Jesús espera que pongamos durante estos cuarenta días que faltan para celebrar
la fiesta de la Pascua.¡Atención a la decoración que irá apareciendo en las escaleras del
“cole”!
* Imposición de la ceniza: Mientras se impone la ceniza, puede sonar de fondo una
música suave. Al realizar el gesto sobre la cabeza de cada niño/a, podemos decir frases como
estas:
+ “Quítate la careta y sé cada día un poco mejor”
+ “Quítate la máscara que no te deja ser como Jesús”
+ “Cambia para parecerte a Jesús”
* Acabamos con una oración:
Amigo Jesús:
Hace ya unos días que acabamos el Carnaval,
pero nosotros seguimos empeñados
en llevar unas caretas que nos sientan fatal.
Son las caretas del egoísmo y de la enemistad,
las caretas de la avaricia y del rencor,
las de la violencia y la falta de respeto por los demás...
Te pedimos, Señor, que durante la Cuaresma
que hoy hemos comenzado,
nos quitemos estas máscaras horribles.
Que podamos cambiar y ser mejores
para que nos parezcamos cada día
un poquito más a ti.
* Mientras los niños salen del salón azul puede sonar la canción: “De las cenizas
nacen las flores” u otra música adecuada. Si los niños la saben bien, podríamos volver a
cantarla todos juntos.
2ª SEMANA: “FUERA LA CARETA DEL DESORDEN”
+AMBIENTACIÓN:
Es muy importante, como siempre insistimos, no perder el hilo conductor de la
dinámica de estas semanas. Una manera sencilla de hacerlo es recordar con los niños lo que
estuvieron haciendo durante la celebración del Miércoles de Ceniza. También se puede ir
comentando con ellos los cambios que van observando en el “visual” que se encuentra en las
escaleras del COP y que nos acompañará durante toda esta Cuaresma. El símbolo de las
“caretas” debe servirnos siempre de punto de apoyo en todo lo que hagamos. Así los niños
captarán mucho mejor la unidad de todo el proceso.
Debemos recordarles que nos encontramos en Cuaresma y que nos preparamos para la
Pascua. Nuestro compromiso será el de irnos desprendiendo de las “caretas” que no nos dejan
ser como Jesús espera de nosotros. Disfrazarnos una vez al año de piratas o de princesas en
Carnaval puede ser muy divertido. Lo malo es cuando durante todo el año llevamos unas
“caretas” nada simpáticas...Esta primera semana nos empeñaremos en quitarnos la “careta
del desorden”.
No olvidéis nunca empezar por esta “ambientación” vuestros encuentros con los
niños. En lo posible, debéis procurar que sean ellos mismos los que vayan descubriendo las
cosas a partir de las preguntas que vosotras les planteéis. Los ejemplos deben ser siempre
sencillos, concretos y asequibles para ellos.
+SUSCITAR LA EXPERIENCIA:
* ANTES DE CONTAR EL CUENTO:
Es fundamental suscitar la atención de los niños antes de contarles la historia. Esta
semana podríais comenzar preguntándoles si les gustan los animales. Seguramente os dirán
que sí...Luego invitadles a imaginarse en qué animal les gustaría transformarse y por
qué...Después les podéis poner algunos ejemplos del tipo: ¿A qué animal se parece más
Juanito que es un niño muy mentiroso (egoísta, presumido, amable, simpático...)? Tened
preparadas las respuestas por si ellos no os dicen nada...Evitad poner el ejemplo del cerdo,
para no adelantar acontecimientos...
Luego les invitáis a escuchar la historia de Juan, un niño bastante desordenado y
“guarrete”...¿A qué animal se parecería?
* CUENTO: “EL HERMANO DE JUAN EL SUCIO”
“Una vez había un niño tan desarreglado y sucio que todo el mundo le llamaba ‘Juan
el sucio’
Tenía siempre los libros por el suelo, tiraba los papeles y las mondas de la fruta por la
calle, colocaba los zapatos sucios encima de la mesa y su habitación era un verdadero
desastre. Nunca jamás se había visto cosa igual.
Un buen día el Hada Ordenada entró en su habitación y dijo:
- Esto no puede ser, ¡qué desorden!. Vete al jardín a jugar con tu hermano mientras yo
ordeno todo esto.
- Pero si yo no tengo ningún hermano -dijo Juan-.
- Ya lo creo que lo tienes -dijo el hada-. Quizá tú no le conozcas, pero él sí que te
conoce a ti. Vete al jardín y espéralo. Verás como viene enseguida para jugar contigo.
Juan se fue al jardín y empezó a jugar con barro, poniéndose todo perdido. De
repente, una simpática ardilla saltó al suelo moviendo la cola.
- ¿Eres tú mi hermano? -preguntó Juan a la ardilla.
La ardilla le miró y dijo:
- De ninguna manera. Mi piel está bien cepillada, mi madriguera muy bien ordenada y
mis hijos bien educados. ¿Por qué me insultas preguntándome si soy tu hermana?
La ardilla se subió de nuevo al árbol y ‘Juan el sucio’ se quedó esperando. Al rato se
presentó un pajarillo y Juan le pregunto:
- ¿Eres tú mi hermano acaso?
Pero el pajarillo le contestó:
- ¡Cómo voy a ser yo tu hermano! Mis plumas relucen al sol y mi nido está siempre
limpio...Yo no soy tu hermano.
Cuando el pajarillo se marchó revoloteando y trinando contento, se presentó un gato
de Angora y Juan le hizo la misma pregunta:
- ¿Eres tú acaso mi hermano?
El gato se enfadó terriblemente al mirar a Juan y le dijo:
- ¿Yo tu hermano? ¡Ja, ja! ¿Pero tú te has mirado en un espejo? ¿No ves lo suaves que
están mis pelos? Dedico mucho tiempo a mantenerlos aseados. ¡Yo no puedo ser tu hermano!
Después que el gato se hubo marchado, llegó gruñendo un cerdito. Juan no tenía
ganas de preguntarle nada, pero el cerdito le dijo:
- ¡Buenos días, hermano!
- Yo no soy hermano tuyo -contesto Juan.
- ¡Ya lo creo que sí! -dijo el cerdo- ¡Ven y nos ensuciaremos con el barro!
- No -dijo Juan-. No quiero.
- Pero mira cómo tienes las manos, los pies y el vestido -dijo el cerdo- ¡Venga, si a ti
te gusta mucho mancharte...! Luego, si quieres, puedes venir conmigo a comer mi rancho en
mi pocilga. No necesitarás usar el cuchillo y el tenedor...
- Yo no quiero rancho -dijo Juan, y se puso a llorar.
En aquel preciso momento llegó el Hada Ordenada y le dijo:
- Mira Juan. Me ha costado mucho ordenar tu habitación, pero ya está todo en su sitio.
Ahora hace falta que no lo vuelvas a descolocar ni a ensuciar todo. Por eso quiero que me
respondas a una pregunta: ¿Quieres ir con tu hermano o prefieres venir conmigo y aprender a
ser limpio y ordenado?
- ¡Yo quiero ir contigo, Hada Ordenada! -dijo Juan sin dudarlo un momento, mientras
se agarraba fuerte a su vestido.
Y desde aquel día, Juan cambió mucho, de modo que todo el mundo olvidó el feo
apodo con el que hasta entonces lo habían llamado”.
Laura Richards.
Nota: Los cuentos deben ser siempre adaptados a la edad de los niños. Son mucho más
“efectivos” cuando no se leen, sino que se dramatizan o escenifican. Echadle imaginación al
asunto para ver la manera de que lleguen mejor a los niños (siluetas, marionetas...).
* DESPUÉS DE CONTAR EL CUENTO:
Cuando un cuento está bien contado, lo más importante ya está hecho, pero aún así, es
posible detenerse con los niños y niñas un poco más para “sacarle el jugo”.
Lo primero que podemos hacer es preguntarles si les ha gustado y por qué. Que ellos
digan lo que más les ha gustado y lo que menos; que expliquen si se han sentido tristes o
alegres al escucharlo; que os digan los personajes que les han caído más simpáticos y con
cual de ellos les gustaría ser amigo...
Resulta siempre útil, como ya hemos dicho otras veces, reconstruir con los niños la
historia, es decir, dejar que ellos os la cuenten de nuevo. Les podéis ayudar con algunas
preguntas (¿Quiénes eran los personajes? ¿Qué hacían? ¿Qué decían? ¿Cómo eran?¿Por
qué?...). Invitarles a pensar en lo que ellos hubieran hecho si se hubieran encontrado en el
lugar de tal o cual personaje, en tal o cual circunstancia de la historia... Podemos echar mano
de la mímica y la escenificación de alguna parte del cuento si parece adecuado...
A medida que vamos dialogando con los niños, nos iremos deteniendo en aquellos
valores o contravalores que en cada caso nos conviene profundizar. A veces es bueno pararse
en una determinada frase o aspecto del cuento. Fijarse en las palabras, en los gestos, en los
símbolos...Busquemos siempre ejemplos concretos, preguntando siempre si a ellos les pasan
o hacen cosas parecidas (por ejemplo, en nuestro caso, ser desordenados, tener la habitación
hecha un desastre, ensuciarse, no querer lavarse cuando higiene mamá nos lo manda...). Esta
primera semana trabajaremos sobre los valores del orden, la higiene y la responsabilidad en
general, haciendo ver a los niños las ventajas y los inconvenientes que tiene cumplir unas
determinadas normas de convivencia (por ejemplo: el que es desordenado, después no
encuentra las cosas que busca; el que se acuesta muy tarde luego tiene mucho sueño...).
Hacerle ver que todos tenemos una serie de obligaciones y compromisos que debemos
cumplir...No nos quedemos sólo en el tema de la higiene personal...podemos sacarle más
partido a la historia que hemos leído.
Debemos poner mucho cuidado para que los niños no se acusen unos a otros
(“Fulanito es un cochino porque siempre tiene mocos”). Eso puede hacer daño a los niños.
Que cada uno hable de sí mismo...
Es el momento de recordar nuestras “máscaras”, cada semana la que corresponde. Lo
importante es que los niños y las niñas vayan formulando algunos compromisos o acciones
sencillas que ellos pueden hacer para “quitarse” la careta en cuestión e ir mostrando la cara
que Jesús espera de cada uno de nosotros.
Esta semana, tenemos que tener “cara de responsables y ordenados”.
+ILUMINACIÓN:
No debemos descuidar nunca este momento durante las catequesis cuaresmales. Lo
importante es que los niños lleguen a comprender que Jesús no llevaba caretas. No tapaba su
rostro con defectos y maldades como nosotros. Su cara era “el espejo de su alma”. Viendolo a
él se podía comprender lo que significa ser una persona completamente buena.
Jesús era limpio...sí, pero sobre todo limpio de corazón. Por eso, lo más importante
es que los niños, mirando a Jesús sepan dar un paso más. No basta ser limpios y ordenados
“por fuera”. Hay que aprender a ser limpios por dentro. Y hay cosas que “ensucian” nuestro
corazón. Las llamamos pecados. Jesús nos ayuda a ser limpios en todos los sentidos y la
Cuaresma es una oportunidad que él nos da para que limpiemos nuestro interior.
+EXPRESIÓN:
* Un canto: Cantamos juntos el canto “Quitémonos las caretas”. Cada semana lo
hacemos sólo con la estrofa correspondiente.
* Una oración: estaría muy bien que vosotras mismas preparaseis una sencilla oración
a partir del tema de cada semana para leerla con los niños en la clase. Otra posibilidad es
dejar unos momentos para que ellos escriban una en un papel y luego leerlas en voz alta. Para
ello es importante crear un clima adecuado de silencio y de respeto. Que los niños puedan
“palpar” que se trata de un momento muy especial, dedicado a hablar con Jesús para darle
gracias, pedirle perdón o para pedirle las cosas que necesitamos.
RECORDEMOS QUE ESTA SEMANA QUITAREMOS LA “MÁSCARA DEL
DESORDEN”, DE MODO QUE APAREZCA LA “CARA DE LA RESPONSABILIDAD”.
3ª SEMANA: “FUERA LA CARETA DE LA RIVALIDAD”
+ AMBIENTACIÓN
En la misma línea de la semana pasada, adaptando lo que sea necesario al tema de
esta semana.
+ SUSCITAR LA EXPERIENCIA
* ANTES DE CONTAR EL CUENTO
Podemos empezar cantando con los niños la canción “Ahora que vamos deprisa” (que
es una adaptación de la muy conocida “Ahora que vamos despacio”) y dialogando con ellos
sobre aquellas cosas que a veces nos llevan a marginar a los demás y a no aceptarles como
amigos nuestros. De todas maneras no nos detengamos excesivamente en este punto, pues
tendremos ocasión de dialogar más después de contar el cuento.
Les invitamos a escuchar la historia de cuatro hombrecillos que, por ser diferentes,
estuvieron a punto de echar a perder una hermosa amistad.
* CUENTO: “EL HOMBRE REDONDO Y SUS AMIGOS”
“Érase una vez un hombre pequeño, verde y redondo. Un día salió de casa para ver el
mundo.
Mientras caminaba, mirando alrededor, descubrió que muchas cosas eran redondas
como él: los globos, las señales de tráfico, las tapaderas de las alcantarillas, las
piruletas...¡Qué bonitas eran las cosas redondas...redondas como él! El hombre redondo se
sentía feliz y satisfecho.
Pero, de repente, apareció un extraño tipo azul. ¿Será un marciano?-pensó el hombre
redondo.
- Hola -dijo el hombre redondo-, ¿quién eres?
- Soy el hombre cuadrado. ¿No habías visto nunca a otro como yo? Yo soy un hombre
importante. Las cosas más hermosas tienen mi misma forma: los cuadros, el juego del
parchís...y tantas otras cosas.
- No, el más importante soy yo -dijo un tercer hombre, largo y amarillo, distinto de los
otros dos-. Yo soy el hombre rectángulo. Soy más alto que vosotros. Mirad cuántas cosas hay
en la ciudad que tienen mi misma forma: los bloques de edificios, las ventanas...y las tabletas
de chocolate que tanto gustan a los niños.
El hombre redondo, el hombre cuadrado y el hombre rectángulo estaban muy
enfadados. Cada uno quería ser el más hermoso y el más importante, y así empezaron a reñir
y a golpearse.
Pero un cuarto hombrecillo, que lo había visto todo, reía y reía sin parar.
- Hola amigos, ¿por qué os peleáis? Todos somos importantes: tú, el hombre redondo;
tú, el hombre cuadrado; tú, el hombre rectángulo y yo, que soy el hombre triángulo. Si nos
ponemos de acuerdo, podemos hacer muchos juegos bonitos...Por ejemplo, si yo me subo
encima del hombre cuadrado...¡mirad qué hermosa casita que hemos construido en un
periquete!
- Y yo -dijo el hombre redondo- me subo sobre el hombre rectángulo y...¡qué árbol
tan bonito!
Y así, los cuatro hombrecillos se hicieron muy amigos y aprendieron a jugar juntos. El
hombre redondo y el redondo hacían el gusano. El hombre rectángulo y el triángulo se
convirtieron en un estupendo columpio. Todos juntos se divirtieron al transformarse en un
carrito...
Y desde aquel día, los cuatro amigos ya no se separaron más”.
* DESPUÉS DE CONTAR EL CUENTO:
En la misma línea de la semana pasada, trabajaremos sobre todo el valor de la
amistad y del respeto. La historia que hemos leído da ocasión a hablar de las marginaciones
y discriminaciones que pueden darse entre los niños o de aquellas otras que vemos en el
mundo. Haremos ver a los niños las fatales consecuencias que en nuestra sociedad tiene la
intolerancia, el racismo y el desprecio a los que son diferentes. Lo importante es que
comprendan el valor de aceptar a los demás como son. Todos pueden ser nuestros amigos si
aprendemos que todos tienen cualidades positivas aunque sean diferentes a nosotros.
+ ILUMINACIÓN:
Recordamos la importancia de este paso. Hoy presentaremos a Jesús como el amigo
de todos, haciendo hincapié en que él no marginaba a nadie. Al contrario, se acercaba más y
quería especialmente a aquellos a los que los demás marginaban por estar enfermos, ser
pobres o tener costumbres diferentes a las de la mayoría de la gente.
+ EXPRESIÓN:
Un canto, una oración...en la misma línea de lo dicho para la semana pasada.
RECORDEMOS QUE ESTA SEMANA QUITAREMOS LA “MÁSCARA DE LA
RIVALIDAD”, DE MODO QUE APAREZCA LA “CARA DE LA AMISTAD”.
4ª SEMANA: “FUERA LA CARETA DEL EGOÍSMO”
+ AMBIENTACIÓN:
En la misma línea de las semanas pasadas, adaptando lo que sea necesario.
+ SUSCITAR LA EXPERIENCIA:
* ANTES DE CONTAR EL CUENTO:
Creamos un ambiente que favorezca la escucha y el interés de los niños ante la
historia que les vamos a contar. Les podemos invitar, por ejemplo, a pensar en cosas que ellos
solos no podrían hacer aunque quisieran, en cosas en las que necesitan la colaboración de
otros (jugar al fútbol...). Hacerles ver que hay muchísimas cosas en las que necesitamos de
los demás...
Invitarles a escuchar una historia de colaboración...
* CUENTO: “EL CARACOL”
“ Érase una vez un caracol que estaba empañado en ver el agujero por el que sale el
sol. Camina que caminarás, el caracol fue arrastrándose siete días y siete noches sin detenerse
para nada, muy ilusionado por llegar hasta el lugar al que se había propuesto.
Después de arrastrarse durante toda una semana, estaba tan fatigado y con tanto dolor
de barriga, que no podía seguir más.
Para clamar aquel dolor tan fuerte, quiso buscar una hierbita de poleo para hacerse
una sopita y recuperar fuerzas.
Por fin encontró una planta de la hierba que buscaba, pero por mucho que tiró de ella
no pudo arrancarla. Por suerte, pasó por allí un escarabajo que, al verle tan atareado le
preguntó:
- ¿Qué haces caracol?
- Quiero arrancar esta hierba de poleo, porque tengo dolor de barriga de tanto caminar
para ver el agujero por donde sale el sol.
- Como veo que tú solo no puedes, te ayudaré
Y se agarró detrás del caracol para ayudarle a estirar de la hierba de poleo. Pero ni por
esas pudieron arrancarla.
En estas llegó una rana saltando y al ver a aquel par tan atareados les preguntó:
- ¿Qué hacéis ahí tirando de esa hierba?
- Queremos arrancar esta hierba de poleo, porque el caracol ha cogido dolor de
barriga cuando iba en busca del agujero por donde sale el sol.
- Como veo que solos no podéis, os voy a ayudar.
Y la rana comenzó a tirar del escarabajo, quien a su vez tiraba del caracol...pero la
hierba se resistía.
Pasó por aquel lugar una ratita, y al ver a aquel terceto tan atareado les preguntó:
- ¿Qué hacéis ahí los tres tirando de esa hierba?
- Queremos arrancar esta hierba de poleo porque el caracol tiene dolor de barriga que
ha cogido cuando iba en busca del lugar por donde sale el sol.
- Como veo que solos no podéis, os voy a ayudar.
Y la ratita comenzó a tirar de la rana, ésta del escarabajo, quien a su vez tiraba del
caracol...pero la hierba se resistía.
Fueron pasando del ismo modo el conejo, el gato, el burrito y, finalmente, el buey.
Este, que iba a una boda, al ver a aquella multitud tan atareada les preguntó:
- ¿Qué hacéis tan atareados?
-Queremos arrancar esta hierba, porque el caracol ha cogido un dolor de barriga
mientras iba de viaje para ver por dónde sale el sol.
-Como veo que no podéis, os voy a ayudar.
Y tanto tiraron y tiraron entre todos que, al final lograron arrancar la hierba.
El caracol y todos los animales estuvieron muy contentos porque habían conseguido
lo que pretendían. El caracol preparó una exquisita infusión de poleo e invitó a todos a
tomarla.
* DESPUÉS DE CONTAR LA HISTORIA:
En la misma línea de otras semanas, trabajaremos sobre el valor de la ayuda y la
colaboración. Es algo muy importante en esta cultura en la cual todos nos vamos volviendo
cada vez más individualistas y competitivos. Y de ello no se escapan nuestros niños,
acostumbrados muchas veces a jugar solos y a prescindir de los demás...
Es necesario hacer caer en la cuenta a los niños de la necesidad que tenemos de los
demás. Hay que ayudarles a darse cuenta de todas las cosas que los demás hacen por ellos
para suscitar el agradecimiento. No será difícil encontrar ejemplos concretos. Sin los demás
muchas de las cosas que hacemos serían imposibles. Es muy importante que comprendan la
importancia de contar con los otros y lo bonito que es cooperar y estar unidos para trabajar
juntos por una causa común. Eso nos beneficia a nosotros mismos y a los demás.
+ ILUMINACIÓN:
Presentar a Jesús como aquel que nos enseña a no ser egoístas y a colaborar con los
demás. Jesús quiere que nos ayudemos mutuamente, que nos preocupemos de los otros, que
no pasemos de largo ante las necesidades de los demás. Hay mucha gente que, como aquel
caracol, necesita de nuestra ayuda. Jesús dedicó su vida a ayudar a los demás y nos enseña a
hacer lo mismo.
+ EXPRESIÓN:
Un canto, una oración...
RECORDEMOS QUE ESTA SEMANA QUITAREMOS LA “MÁSCARA DEL
EGOÍSMO”, DE MODO QUE APAREZCA LA “CARA DE LA COLABORACIÓN”.
5ª SEMANA: “FUERA LA CARETA DEL RENCOR”
+ AMBIENTACIÓN:
En la misma línea de las semanas pasadas, adaptando lo que sea necesario.
+ SUSCITAR LA EXPERIENCIA:
* ANTES DE CONTAR EL CUENTO:
Motivamos la atención de los niños. Les podemos motivar poniéndoles en una
situación parecida a la de la historia que vamos a escuchar. Que imaginen que ellos van a
participar en un concurso en el que como premio se ofrece algo extraordinario. Gana aquel o
aquella que sea capaz de hacer algo verdaderamente difícil...¿Qué podrían hacer ellos?
(Dejarles que se expresen...e irles “pinchando” para que digan cosas difíciles de hacer, pero
que puedan hacer de hecho...)
Luego les invitamos a escuchar la historia de un rey que quiso poner a prueba a sus
tres hijos antes de regalarles algo muy valioso que él poseía...
* CUENTO: “LOS TRES HIJOS DEL REY”
“Érase una vez, en un país muy lejano, un rey que tenía tres hijos. Era poderoso y
además poseía grandes riquezas. El más valioso de sus tesoros era un enorme diamante. Su
valor era extraordinario e incalculable. Muchos venían desde muy lejos para verlo, pues
nunca existió en el mundo entero una joya tan hermosa como aquella piedra.
El rey era ya anciano y muchos se preguntaban qué haría con aquel diamante a la hora
de su muerte. ¿Para cuál de sus tres hijos sería aquel magnífico brillante a la hora de repartir
la herencia?
Un día, el rey llamó a sus tres hijos y les dijo:
- Quiero someteros a una prueba, pues deseo saber quién de vosotros es digno de
recibir como herencia mi diamante.
Los tres hijos contestaros a la vez:
- Padre, haremos lo que tú mandes. Dí lo que quieres de nosotros y lo realizaremos.
Entonces, el rey les dijo:
- El diamante será para aquel de vosotros tres que realice la hazaña más grande en el
día que yo os señale.
Pasado el tiempo, el rey volvió a reunirlos y les dijo:
- Hoy es el día señalado. Cada unos de vosotros se esforzará en realizar una gran
hazaña. Id, pues, y volved antes de la caída del sol.
Al llegar la noche, los tres hijos se reunieron de nuevo ante el rey para relatarle lo que
habían hecho.
El mayor de ellos dijo al rey:
- Padre, yo he matado al gran dragón que sembraba el pánico en nuestro reino.
El segundo dijo:
- Padre, yo he vencido al ejército de tu enemigo que venía a atacar nuestro país.
El hijo más pequeño dijo:
- Salí esta mañana según tu deseo y encontré al peor de todos mis enemigos
durmiendo al borde de un acantilado...primero tuve ganas de empujarle para que se despeñase
y muriese ahogado en el mar...pero luego cambié de idea. Seguí mi camino y lo dejé seguir
durmiendo.
Entonces el anciano rey se levantó de su trono y abrazó a su hijo menor. Después fue
en busca de su precioso brillante y se lo regaló”.
(Litchu).
* DESPUÉS DE CONTAR EL CUENTO:
En la misma línea de otras semanas, profundizaremos esta vez sobre el valor del
perdón. Lo importante es que los niños comprendan que, aunque se trata de una cosa difícil,
merece la pena. Ayudarles a aterrizar en su vida, con ejemplos concretos, haciendo que
puedan formular pequeños compromisos de reconciliación con los demás.
+ ILUMINACIÓN:
Jesús nos da un gran ejemplo de persona que sabe perdonar. A pesar de que muchos
lo odiaban y lo perseguían, Jesús no odiaba a nadie. Supo perdonar incluso a los que le
mataron y dijo: “Padre, perdónales porque no saben lo que hacen”.
Jesús nos habló tambien de un Dios que perdona siempre y sabe olvidar las ofensas
que le hacemos cuando no somos como él quiere. La parábola del Hijo pródigo (Lc 15, 1132) lo expresa a la perfección.
Del mismo modo nos enseñó a perdonar siempre y a no guardar rencor a los que nos
han hecho mal. Cuando uno de sus discípulos le preguntó una vez cuántas veces había de
perdonar a quien le había ofendido y él contestó que no siete, sino setenta veces siete. Es
decir, siempre.
Sería un buen momento para organizar una pequeña celebración penitencial con los
niños en esta Cuaresma. Podría hacerse de varias formas:
+ Escribiendo en un papel las cosas por las que ellos querrían pedir perdón a Jesús y a
los demás y quemando luego los papeles como signo de que cuando Dios nos perdona, ya no
se acuerda más de nuestros pecados (Al contrario que nosotros que decimos: “Perdono, pero
no olvido”).
+ Pidiendo en voz alta perdón por las cosas que hacemos mal.
+ EXPRESIÓN:
Un canto, una canción...
RECORDEMOS QUE ESTA SEMANA QUITAREMOS LA “MÁSCARA DEL
RENCOR”, DE MODO QUE APAREZCA LA “CARA DEL PERDÓN”.
6ª SEMANA: “FUERA LA CARETA DE LA AVARICIA”
+ AMBIENTACIÓN:
En la misma línea de otras semanas.
+ SUSCITAR LA EXPERIENCIA:
Podríamos comenzar preguntando a los niños si saben lo que es una golondrina y
explicándoles que se trata de un ave migratoria, es decir de un pájaro que necesita cambiar de
lugar cuando llega el frío. Si no lo hacen, pueden morir. No les pasa lo mismo que a otros
pájaros que conocemos bien, como por ejemplo, los gorriones de nuestras ciudades. Mejor si
todo esto lo hacemos a base de preguntas y respuestas, para que sean los mismos niños los
que vayan diciendo las cosas sin necesidad de tener que escuchar un “rollo” sobre las
costumbres migratorias de las aves.
Luego les invitamos a escuchar la historia de una golondrina que pensó más en los
demás que en sí misma. Tenía frío, pero prefirió ayudar a los demás.
* CUENTO: “EL PRÍNCIPE FELIZ”
“ Érase una vez una hermosa ciudad. El medio de la plaza principal había la más bella
estatua jamás vista. Era la estatua del Príncipe Feliz. Toda ella estaba revestida de láminas de
oro, por ojos tenía dos diamantes y un gran rubí resplandecía en la empuñadura de la espada.
Una noche llegó a la ciudad una golondrina. Sus compañeras ya se habían marchado.
Ella se había retrasado y debía volar a lugares más cálidos antes de que llegase el frío si no
quería morir congelada a causa del invierno.
Cuando vio la estatua del príncipe, decidió pasar la noche allí. Se posó a sus pies y se
durmió. Se despertó de repente cuando sintió que le caía una gota de agua.
- ¿Estará lloviendo? -se preguntó.
Pensando que estaba empezando a llover quiso buscar un sitio más seguro, pero
entonces vio algo asombroso: la estatua del príncipe estaba llorando y sus lágrimas eran las
que estaban mojando sus plumas.
- ¿Por qué lloras? -preguntó la golondrina-.
- Lloro porque, cuando estaba vivo, tenía un corazón como el tuyo, jugaba mucho y
todo me alegraba, por eso me llamaban el Príncipe Feliz. Ahora, desde aquí, puedo
contemplar a todas las personas del pueblo y la tristeza de los demás me hace sufrir. Mira,
cerca de aquí vive una señora muy pobre. Su hijo está enfermo y tiene mucha sed. El niño le
pide naranjas, pero ella no tiene dinero para comprarlas. Toma uno de mis ojos de diamante y
llévaselo.
Aunque la golondrina sabía que debía huir pronto de aquel frío, cogió en su pico uno
de los ojos del príncipe y se lo llevó a aquella mujer. Cuando regresó, la golondrina dijo al
príncipe:
- ¡Qué extraño!...Con el frío que hace y sin embargo...¡siento un calorcito en el pecho!
- Te sientes así -dijo el príncipe- porque has obrado bien. Toma ahora mi otro ojo y
entrégalo a aquella niña que está buscando pan para su familia entre las basuras.
- ¿Pero entonces no podrás ver! -dijo la golondrina-.
- No importa. Lo que más deseo es que esa niña y su familia puedan tener la comida
que necesitan.
La golondrina hizo lo que dijo el príncipe le pedía. Cuando regresó, nevaba de nuevo.
Entonces el príncipe le dijo:
-Vete a reunirte con tus compañeras. Aquí empieza a hacer demasiado frío para ti.
- No -respondió la golondrina-. Ahora que no puedes ver me necesitas más que nunca.
Me quedaré contigo y te contaré lo que vea.
Y así la golondrina vio muchas cosas que sucedían en el pueblo. Vio mucha gente que
necesitaba ayuda. Y así, poco a poco, el Príncipe Feliz fue dando todo lo que tenía de valor
para ayudar a los que no tenían nada: las láminas de oro que recubrían su estatua y el gran
rubí que resplandecía en la empuñadura de su espada.
Pero la golondrina sufría cada vez más con el frío, hasta que comprendió que ya no
podía resistir más.
- Adiós, mi querido Príncipe. He sido muy feliz ayudando a los demás.
Y dándole un beso, cayá a sus pies. Y en ese mismo instante, el corazón de plomo de
la estatua estalló en pedazos lleno de felicidad”.
(Adaptación de Óscar Wilde)
* DESPUÉS DE CONTAR EL CUENTO:
Trabajamos los valores de la historia en la misma línea de lo que hemos hecho otras
semanas. Hoy nos centraremos en los valores de la generosidad, el compartir y la
solidaridad y en sus contravalores (codicia, avaricia...). La historia es suficientemente
elocuente y contiene en sí muchos elementos para ser explotados y profundizados. Por
ejemplo, el nombre de la estatua (“El Príncipe Feliz”) puede dar lugar a reflexionar sobre el
valor de la felicidad. Algo que todos buscamos a veces por caminos equivocados. Esta
historia nos enseña que el secreto de la felicidad no consiste en tener muchas cosas o ser muy
famoso, sino en ser solidarios y generosos con los más necesitados. El que comparte siente
alegría en el corazón, como le sucedía a la golondrina.
El cultivo de estos valores es esencial en una cultura donde todos -también los niñosestamos hipnotizados por el deseo de poseer más y la fiebre del consumismo. Necesitamos
darnos cuenta de que, como decía Jesús, “Hay más alegría en dar que en recibir”.
+ ILUMINACIÓN:
A punto de celebrar la Semana Santa, esta historia nos da pie para explicar que Jesús
hizo exactamente lo que aquella golondrina. Fue tan generoso que pensó más en los demás
que en sí mismo. Lo dio todo, incluso la propia vida. Jesús dio la vida por nosotros. Y eso nos
demuestra que nos amaba con todo el corazón.
Podemos aprovechar la ocasión para dialogar con los niños acerca de lo que harán
durante estas vacaciones y animarles a que se acuerden de una manera especial de Jesús
durante estos días en los que celebraremos su muerte y su resurrección.
+EXPRESIÓN: Un canto, una oración...
RECORDEMOS QUE ESTA SEMANA QUITAREMOS LA “MÁSCARA DE LA
AVARICIA”, DE MODO QUE APAREZCA LA “CARA DE LA GENEROSIDAD”.
CANTOS:
QUITÉMONOS LAS CARETAS
QUITÉMONOS LAS CARETAS
NO DISIMULEMOS MÁS
QUE ESTAMOS EN LA CUARESMA
Y TENEMOS QUE CAMBIAR.
QUITÉMONOS LAS CARETAS,
QUITÉMONOS EL DISFRAZ,
DEJEMOS EL HOMBRE VIEJO
Y EL HOMBRE NUEVO VENDRÁ (BIS).
Quitémonos la careta del que no es limpio,
quitémonos el disfraz del desordenado,
quitémonos las caretas, fuera el disfraz,
queremos ser responsables muy de verdad
(bis).
Quitémonos la careta de los rivales,
quitémonos el disfraz del intolerante,
quitémonos las caretas, fuera el disfraz,
queremos ser muy amigos hasta el final
(bis).
Quitémonos la careta del que no ayuda,
quitémonos el disfraz del que es egoísta,
quitémonos las caretas, fuera el disfraz,
queremos con todo el mundo colaborar
(bis).
Quitémonos la careta del rencoroso,
quitémonos el disfraz del que no perdona,
quitémonos las caretas, fuera el disfraz,
queremos ser comprensivos con los demás
(bis).
Quitémonos la careta del codicioso,
quitémonos el disfraz del que no comparte,
quitémonos las caretas, fuera el disfraz,
queremos ser generosos como el que más
(bis).
DE LAS CENIZAS NACEN LAS FLORES.
De las cenizas nacen las flores
con mil colores y variedad,
y del silencio brotan las voces
con mil sonidos en un cantar.
Miro mis manos y están muy negras,
soy egoísta como el que más,
quiero lavarlas, quiero ofrecerlas para que
ayuden a los demás.
¡FUEGO, FUEGO!,
¡TODA MI VIDA
ES UN FUEGO, FUEGO!
¡ILUMINADA CON FUEGO, FUEGO!
PARA VOLVER A EMPEZAR (BIS).
Todo lo malo que soy y tengo
todo lo quiero hoy olvidar;
todo lo malo echo en el fuego,
y de su lumbre la luz saldrá.
Será mi vida como una hoguera
que alumbre a todos cada vez más;
con alegría y con entrega,
con mi cariño, alumbrará.
Cuando se apaguen todas las llamas
sólo cenizas ya quedarán.
Pondré su seña sobre mi frente
para que nunca pueda olvidar.
Que de este fuego brote una vida
que alumbre a todos con claridad,
cuando quememos todas las cosas
que tantas veces hacemos mal.
AHORA QUE VAMOS DEPRISA
AHORA QUE VAMOS DEPRISA (bis),
VAMOS A DECIR VERDADES, TRALARÁ
VAMOS A DECIR VERDADES, TRALARÁ
VAMOS A DECIR VERDADES.
Aunque somos diferentes (bis),
también todos "somos gente", tralará (bis).
No tiene que haber problemas (bis),
entre nenes y entre nenas, tralará (bis).
Los blancos y los negritos (bis),
somos todos igualitos, tralará (bis).
Son los altos y los bajos (bis),
todos lo mismo de majos, tralará (bis).
¿No será que soy tontito (bis),
si me río de un gordito, tralará? (bis).
Tengo amigos a montones (bis),
guapos y también "feones", tralará (bis).
Si todos fueran iguales (bis),
¡Ay que aburrido, chavales!, tralará (bis).
Lo "guay" de la convivencia (bis),
es que haya diferencias, tralará (bis).
LA ALEGRÍA MÁS HERMOSA
La alegría más hermosa
es la alegría en el perdón,
que en el cielo hay mucha fiesta
cuando vuelve un pecador.
Si la oveja se ha perdido
a buscarla va el pastor.
Que en el cielo hay mucha fiesta
cuando vuelve un pecador.
LA ALEGRÍA MÁS HERMOSA,
LA ALEGRÍA EN EL PERDÓN.
QUE EN EL CIELO HAY MUCHA FIESTA
CUANDO VUELVE UN PECADOR (BIS).
Cuando el hijo se fue lejos
triste el padre se quedó.
Y que inmensa su alegría
cuando el hijo regresó.
cada día, cada instante
por su ausencia se apenó.
Y que inmensa su alegría
cuando el hijo regresó.
MANOS ABIERTAS
QUÉ SUERTE ES TENER
UN CORAZÓN SIN PUERTAS,
QUÉ SUERTE ES TENER
LAS MANOS SIEMPRE ABIERTAS (BIS).
Manos abiertas para estrechar las de un amigo,
manos abiertas para ayudar en el camino.
Manos abiertas para buscar un mundo nuevo,
manos abiertas, para un hacer no para un
sueño.
Manos abiertas, las de Jesús, las del Maestro,
manos abiertas, las del que supo amar primero.
Manos abiertas, llenas de amor las de María.
Manos abiertas, ellas son nuestra luz y guía
A TODOS LOS PROFESORES Y PROFESORAS DE EDUCACIÓN PRIMARIA:
ASUNTO: CAMPAÑA DE MANOS UNIDAS Y CATEQUESIS CUARESMALES.
Queridos compañeros y amigos:
Desde el Departamento de Pastoral nos ponemos de nuevo en contacto con vosotros
para tratar de un par de asuntos importantes:
Campaña de “Manos Unidas”:
La Campaña del Hambre se desarrollará en la semana del 4 al 8 de febrero. Como ya
hemos dicho otras veces, no nos gustaría que se quedase en una simple recogida de dinero
con fines más o menos altruistas, sino que fuese la oportunidad de que nuestros alumnos y
alumnas se sensibilizasen frente a los graves problemas que aquejan al Tercer Mundo.
Por eso os invitamos a motivar a los niños en esta línea. Como material didáctico
disponemos de un video titulado: “La guerra de las flores”. El P. Elío se ha comprometido a
pasarlo a los alumnos de 1º a 5º.
Pero ver un video no es suficiente. Hace falta que en clase insistamos sobre el tema,
organicemos alguna sencilla actividad, etc. Una manera concreta de implicar a los niños es la
de motivarles en torno a la “Operación golosinas”, invitándoles a privarse un día de las
chucherías para hacer su pequeña aportación a la campaña económica. En las clases de 1º y 2º
se organizará también la recogida de objetos para el Rastrillo que se celebrará en la parroquia
el día 10 de febrero.
Durante la semana señalada, pasarán por las clases un grupo de alumnos de 4º de ESO
para llevar a cabo la Campaña económica (los “sobres”). Lo que recaudemos este año irá
destinado a financiar un proyecto
Catequesis cuaresmales:
La semana siguiente “Cuaresma”. Como siempre, queremos que nuestros alumnos
puedan vivir también, a su manera de niños, este “tiempo fuerte” de renovación cristiana.
Para ello contamos un año más con la inapreciable colaboración de nuestro equipo de madres.
Sus encuentros con los niños tendrán lugar como de costumbre los martes por la tarde, según
el horario concreto que acuerden con cada uno de vosotros.
Os adjunto, como siempre, los materiales que se van a utilizar, de modo que estéis
bien informados de todo lo que se va a hacer y podáis colaborar y apoyar el trabajo de las
madres desde la clase. Tenéis algunas actividades para ello..
En cuanto a las celebraciones del Miércoles de Ceniza, os adelanto que, como ya
viene siendo habitual, los cursos de 1º y 2º de Primaria las tendrán con las madres el mismo
día 13 de febrero por la mañana.Será en el aula de música del 1º piso. El P. Elío hará las de
3º, 4º y 5º por la tarde en el Salón Azul. El horario concreto se os comunicará oportunamente.
Sin nada más, me despido agradeciendo de antemano vuestro interés y colaboración.
Siempre a vuestra disposición:
Departamento de Pastoral
Fly UP