...

Pistola Walther PPK ( PP - PPK/S )

by user

on
Category: Documents
3

views

Report

Comments

Transcript

Pistola Walther PPK ( PP - PPK/S )
El hombre de la Walther
James Bond comenzó con una pistola Beretta. Sin embargo, uno de los corresponsales de Fleming,
un experto en armas apellidado Boothroyd, disentía de esa elección y le recomendó que Bond
utilizara una pistola Walther PPK. Dicho cambio lo realizó Fleming en la novela “Dr. No” y, como
agradecimiento, llamó “Boothroyd” al armero del servicio secreto. Cuando las novelas se trasladaron
al cine, la primera adaptación resultó ser “Dr. No”, con lo cual la Walther PPK quedó tan asociada a
007 como su presentación o el Martini con vodka.
Un herrero, August Theodor Walther, se casó con la nieta del respetado fabricante de fusiles Gustav
Wilhelm Pistor, de Asbach-Schmalkalden. Su hijo, Carl Wilhelm Freund (nacido en 1858), inició su
propio negocio de fabricación de rifles en 1886. Comenzó a fabricar rifles de caza y tiro al blanco con
un equipo muy pequeño y pocas herramientas a su disposición. No fue hasta 1908, bajo la iniciativa
de Fritz Walther, el hijo mayor de Carl Walther, cuando comenzaron a fabricar pistolas. Durante la
década de 1920 también fabricaron calculadoras. En 1929 comenzaron a fabricar las populares
"PolizeiPistole" o modelos PP, que fueron un éxito, seguidas en 1931 por la compacta PPK. Fueron
las primeras pistolas producidas en masa. Más de 2.500 empleados trabajaron para la empresa
durante el período comprendido entre 1943 y 1945. Al fin de la Segunda Guerra Mundial, la empresa
fue cerrada por los aliados, ya que entre 1942 y 1945 la compañía usó trabajo esclavo en el campo
de concentración de Neuengamme y operaba su propia fábrica en ese campo. Las máquinas fueron
desmanteladas hacia la URSS y la firma quedó reducida a un conjunto de diseños y patentes.
La familia Walther se exilió en la República Federal Alemana, recreando una nueva firma en 1953, la
Walther Sportwaffen Gmbh, en Ulm, a partir de una pequeña tienda de reparación de calzado,
fabricando máquinas de oficina. La compañía reanudó la producción de las PP, PPK y P38
(renombrada P1) en 1957, estas últimas para equipar al Bundeswehr, el nuevo ejército de la
Alemania Occidental. Asímismo, se diseñaron nuevas pistolas y armas largas: rifles de caza y
deportivos de todo tipo. Cuando Fritz Walther murió en 1966, su hijo Karl-Heinz asumió el control de
la compañía, concentrándose en el sector deportivo y la introducción de nuevas tecnologías. Desde
1993, ha sido controlada por Umarex, por lo cual la sede social está en Amsberg, aunque la
dirección técnica permanezca en Ulm. Un 10% sigue en manos de Ira Karl-Heinz Walther y su hijo
Jürgen. La firma Walther es distribuida en los Estados Unidos por Walther America, una filial de
Smith & Wesson. Hoy Walther es uno de los principales fabricantes de armas de alta calidad para
uso deportivo, de defensa y policial.
La pistola Walther PP fue introducida en 1929 en Alemania para la policía secreta. En 1931 apareció
una versión aún más corta: la PPK. El acrónimo significa en alemán Polizeipistole Kriminal, siendo
Polizeipistole Kurz (“Corta”) falso. Sin embargo, está tan difundida de esta manera que hasta el
mismo fabricante también usa en parte este nombre. Ambos modelos se hacían en varios calibres,
principalmente 9 mm corto (.380 ACP) y 7,65 mm (.32 ACP), aunque se fabricaron versiones en 5,56
y 6,35 mm. De excelente funcionamiento, la Walther PP y su "hermana pequeña", la PPK, fueron las
primeras pistolas semiautomáticas que podían llevarse con una bala en la recámara sin peligro de
disparo accidental por golpes o caídas, gracias a su dispositivo de aguja percutora, que sólo se
zafaba al apretar bien el gatillo. Fueron las primeras pistolas que incorporaron la doble acción de
forma práctica y segura, y que, al no ser de gran potencia, permiten utilizar el sistema de retroceso
simple. Otra innovación fue un pasador sobre el martillo, que sobresalía para indicar “cargada” (es
decir, con un cartucho en la recámara). Aunque destinadas a la policía nacional, se adoptaron para
la policía militar y, a partir de 1939, se mantuvo su producción para su uso reglamentario. La
Luftwaffe usó mucho ambos modelos y también los oficiales como arma personal, además de
muchas organizaciones policiales alemanas. Después de la Segunda Guerra Mundial, fue la favorita
de los servicios secretos de Occidente. Las fuerzas armadas británicas usaron esta pistola, con la
denominación XL47E1, para operaciones clandestinas. Se solía dotar con ella a los soldados del
Regimiento de Defensa del Ulster, para su defensa personal no estando de servicio. Su tamaño
discreto y cómodo, el poco retroceso del disparo y la seguridad de su mecanismo la han
popularizado a lo largo del siglo XX entre usuarios civiles.
Especificaciones:
Tipo: Pistola semiautomática
Peso: 590 g.
Longitud: 155 mm
Longitud del cañón: 83 mm.
Altura: 100 mm
Munición: 7,65 x 17 Browning - 9 x 17
Calibres: 7,65 mm, 9 mm corto, 6,35 mm y 5,58 mm.
Sistema de disparo: Doble Acción, recarga accionada por retroceso
Cargador: extraíble de 8 cartuchos 7,65 x 17 Browning.
Velocidad inicial: 280 m/s
Tope del gatillo: no tiene
Miras: fijas
Radio de mira: 107 mm
Fijador de la corredera: no tiene
Fijador del cargador: en el lado izquierdo de la armadura, sobre el arco del guardamonte
Material: acero
Acabado: pavonado
Walther PPK de 7.65x17mm (.32 ACP). Esta es la verdadera arma portada y disparada por Sean
Connery en “Desde Rusia con Amor”.
Agente 007 contra el Doctor No
La primera película de James Bond traslada casi literalmente la parte de la novela en la cual Bond es
obligado a cambiar de arma:
M: Quítese la chaqueta. Déme su pistola. Sí, lo suponía. La maldita Beretta. Se lo tengo advertido.
Dígaselo, por última vez.
Mayor Boothroyd: Bonita y ligera… para el bolso de una dama. No sirve de mucho. (“No stopping
power" en inglés, “Sin capacidad de detención”)
M: ¿Algo que oponer, 007?
James Bond: No estoy de acuerdo, señor. He usado la Beretta durante varios años y nunca me ha
fallado.
M: Sí, es posible. Pero se le encasquilló en su último trabajo y se pasó usted seis meses en el
hospital. Los dos ceros que lleva en su número significan licencia para matar, no para morir. Y otra
cosa, desde que soy jefe del M 1 6 ha bajado en un cuarenta por ciento la cifra de agentes muertos
en acción y debe seguir así. Llevará usted la Walther. A menos, claro está, que quiera volver a
trabajos rutinarios de investigación.
James Bond: No, señor, no querría.
M: Entonces tendrá que llevar otra pistola. Enséñesela.
Q: Walther PPK, calibre 7,65, con un impacto como el de un ladrillazo en una ventana. Admite un
silenciador [en inglés especifica “Brausch”], con pequeñísima reducción de velocidad inicial. Es la
favorita del CIA americano.
M: Gracias, Mayor Boothroyd.
Ahora bien, aunque se menciona expresamente el modelo PPK, esta pistola no es vista en toda la
película. La pistola que vemos realmente es una Walther PP de cañón largo con cartuchos .380
ACP. Se diferencia de la PPK en que esta pistola tiene un peso de 682 g, una longitud de 173 mm,
una longitud del cañón de 99 mm y su cargador admite 7 cartuchos, que son disparados con una
velocidad inicial de 290 m/s.
Además de la secuencia con Q, la Walther PP es usada cuando Bond atraviesa su apartamento en
Londres con la pistola desenfundada hasta encontrar a Sylvia Trench. En Jamaica, presiona su PP
contra la espalda del conductor ("Mr. Jones") supuestamente enviado para recogerle. Apunta con
ella a Quarrel y Pusfeller, pero debe entregarla a Leiter. En su hotel en Jamaica, Bond duerme junto
a su Walther y la usa para matar a golpes una tarántula. En la isla del Dr. No, duerme con la Walther
PP a sus pies. (En la novela, en Crab Key usa una Smith & Wesson Centennial Airweight.). Bond
dispara finalmente su Walther PP contra el "dragón", pero se la quitan los hombres del Dr. No.
Por cierto, Bond no mata al profesor Dent con la Walther, sino con una FN Browning M1910.
Felix Leiter también usa una Walther PP, a pesar de que, al ser agente de la CIA, según el Mayor
Boothroyd, debería usar una PPK.
La Walther PP de Bond (número de serie 19174A) fue proporcionada por el armero Bapty. El 5 de
diciembre de 2006, varias armas de las películas de James Bond fueron vendidas en la casa de
subastas Christie’s. La Walther PP llegó a 106.704 dólares.
La Walther PP original usada por Sean Connery en “Dr. No” y subastada por Christie’s.
Uno de los “Tres ratones ciegos”, el asesino que vemos en el centro, usa una pistola Walther P38,
cuyas características veremos cuando la emplee Bond en “James Bond contra Goldfinger”.
Desde Rusia con amor
Es en esta película cuando James Bond lleva por fin la Walther PPK con cartuchos .32 ACP como
arma personal. Bond dispara su PPK durante el tiroteo en el campamento gitano. Toma su pistola
cuando oye a Tatiana en su habitación y ella declarará que le asustan las armas, apartándola. Un
suspicaz Bond apunta con su PPK a Grant.
También vemos como Bond encuentra otra PPK en el maletín del Capitán Nash.
Donald "Red" Grant le quitará a Bond su PPK, colocándole un silenciador y apuntándola hacia 007
en el Orient Express.
Kerim Bey, jefe de la Estación T del MI6 en Turquía, también usa una PPK. Dispara su propia
Walther PPK durante el tiroteo en el campamento y con ella sorprende a Benz, el oficial soviético de
seguridad, en el Orient Express.
Vemos cómo algunos agentes soviéticos también la usan, quizá debido a que las pistolas que ellos
utilizarían, Makarov PM, no estaban disponibles para la película.
La Walther PPK usada por Connery (número de serie 104718A) fue proporcionada por el armero
Bapty y fue sacada a la venta en la subasta de Christie’s, pero finalmente retirada de la subasta por
la productora EON. Se estimaba un precio entre 29.000 y 47.000 dólares.
La Walther PPK original usada por Sean Connery en “Desde Rusia con amor” y que no llegó a ser
subastada por Christie’s.
Unas fotos publicitarias contribuyeron a establecer la imagen de 007 con Connery posando con una
Walther, pero no la PPK sino con una LP-53.
La Walther LP 53 no llegó a aparecer en ninguna película, aunque sí en el póster de “Desde Rusia
con amor”. Este arma empuñada por Sean Connery en la fotografía, es, en realidad, una pistola de
aire comprimido, sin la potencia de la PPK y, por lo tanto, poco útil para 007. Diseñada por Fritz
Walther, se empezó a fabricar en el año 1953, siendo la última de la saga LP2, LP3 y LP 52,
basadas en el modelo de la Luger 08. Fue concebida como un arma de entrenamiento para armas
de fuego y se fabricó ininterrumpidamente hasta 1976. Su funcionamiento es como una pistola de
resorte, con el sistema de quiebre de cañón y calibre 4,5. Al doblar el cañón, el guardamanos
bascula hacia abajo por el interior de la culata, amartillando el doble muelle que contiene.
David Hurn fue encargado de realizar las fotografías para la campaña publicitaria de la segunda
película. Se decidió que debía mostrar un retrato fuerte de Sean Connery como Bond 007, con su
Walther. Según el fotógrafo, cuando Connery llegó a su estudio, el publicista Tom Carlile descubrió
que nadie había traído una Walther PPK. Por casualidad, el fotógrafo practicaba el tiro como hobby y
tenía la pistola que utilizaba para ello, también una Walther. Se decidió, sin consultarlo con nadie,
usar su pistola para las fotos. Y aunque se suponía que el arma sería corregida para el póster,
nunca se hizo.
La pistola con la cual posó Connery (número de serie 054159) fue subastada por Christie’s el 14 de
febrero de 2001, alcanzando un precio de 20.487 dólares. Fue de nuevo subastada por Christie’s el
25 de noviembre de 2010, alcanzando una suma de 438.609 dólares.
La pistola original con la cual Sean Connery posó para “Desde Rusia con amor” y subastada por
Christie’s.
James Bond contra Goldfinger
James Bond porta una Walther PPK con cartuchos .32 ACP, con culata marrón, en su pistolera, la
cual puede verse claramente en la secuencia pre-créditos de la película, cuando un "capungo"
intenta agarrarla. En este film, Bond no dispara un solo tiro con su arma personal.
Dado que Bond pasa media película prisionero, tampoco volvemos a ver el arma en el resto del film,
a pesar de que Connery posó (esta vez sí) con una Walther PPK en fotos publicitarias:
Bond sí dispara otra pistola Walther, la P38, en la fáctoría de Goldfinger en Suiza. Presumiblemente
estaba oculta en su Aston Martin. Más tarde, tiene otra en sus manos, brevemente, cuando la roba a
su guardián en Kentucky, aunque luego la tiene que entregar a Pussy Galore.
La Walther P38 es una pistola calibre 9 mm que fue desarrollada como la pistola estándar del
ejército alemán. Pretendía reemplazar a la costosa Luger P08, cuyo cese de producción había sido
programado para 1942. Fue desarrollada como una pistola militar durante la década de 1930.
Apareció por primera vez en 1938 y un pequeño número pequeño de la HP original (Heeres Pistole –
pistola del ejército) fue comprado por Suecia. Walther inició la producción en su fábrica de ZellaMehlis y produjo tres series de pistolas "Test". La tercera serie resolvió los problemas previos y la
producción para la Wehrmacht comenzó a mediados de 1940, empleando el código "480" para
identificar la producción militar de Walther.
Después de la guerra, parte de la maquinaria de Walther terminó en Francia como reparaciones de
guerra, así que muchas P38 fueron construidas en la factoría Manurhin desde mayo o junio de 1945
hasta 1946. Pueden identificarse por una estrella de 5 puntas estampada en la corredera. La
producción fue retomada en la fábrica alemana de Ulm bajo el nombre de Pistole 1 (P1) en 1958
para la Policía de Alemania Federal y el Bundeswehr. Continuó siendo producida por la Walther, con
diversas revisiones, hasta comienzos de los años 90.
La P38 fue la primera pistola de recámara fija que empleó un gatillo de doble acción. El tirador podía
introducir un cartucho en la recámara, usar la palanca de desamartillado para bajar el martillo sin
disparar el cartucho y portar el arma cargada con el martillo bajado. Al apretar el gatillo estando la
pistola con el martillo bajado, disparaba el primer cartucho y la acción de la pistola eyectaba el
cartucho disparado e introducía uno nuevo en la recámara. El mecanismo de recámara fija funciona
mediante un bloque fijador en forma de cuña situado bajo la recámara. Al dispararse la pistola, tanto
el cañón como la corredera retroceden un corto trecho y es entonces cuando el bloque fijador va
hacia abajo, soltando la corredera y deteniendo el movimiento del cañón. La P38 emplea un gatillo
de doble acción similar en diseño al de las primeras pistolas Walter PPK, incluyendo también un
indicador de cartucho en la recámara.
Especificaciones
Tipo: Pistola semiautomática
Producida: 1939-1945; 1957-2000
Cantidad: 1.200.000
Peso: P38 - P1: 884 g (armazón acero) y 770 g (armazón aluminio), P4:740 g
Longitud: P38, P1: 216 mm y P4, 197 mm
Longitud del cañón: P38, P1:125 mm y P4, 104 mm
Munición: 9 x 19
Calibre: 9 mm
Sistema de disparo: Doble acción
Alcance efectivo: ~ 50 m
Cargador monohilera: de 8 cartuchos, extraíble.
Uno de los gángsters en la reunión de Goldfinger también lleva una P38.
Operación Trueno
James Bond está alerta con su arma, con silenciador, en la habitación de su hotel. 007 dispara la
Walther PPK en Palmyra, pero se le cae, viéndose que tiene la "nariz de bull-dog" de una pistola pre
Segunda Guerra Mundial, más que las elegantes líneas de la PPK de post-guerra. La PPK se
dispara (a pesar de no realizar el ciclo de disparo ni eyectar un cartucho usado). Puesto que las
Walther son seguras para estas situaciones y era necesario que se disparara en este momento
dado, eso indica que la que aparece en pantalla es de utilería. Cuando es capturado por Fiona
Volpe, Bond intenta recurrir a su arma, de la que Fiona comenta: “También usted se viste deprisa.
No vi esa pistola por el espejo”. A lo que Bond responde: “No lo tome en cuenta, estuvo bajo la
almohada todo el tiempo”.
Dos villanos usan también una Walther PPK: el conde Lippe apunta con una a Angelo Palazzi
cuando este pide más dinero.
Y al secuaz de Largo, Vargas, puede vérsele brevemente con una PPK, enroscando un silenciador,
mientras se aproxima sigilosamente a Bond y Domino.
Sólo se vive dos veces
James Bond apunta como precaución su PPK hacia Dikko Henderson. 007 desenfunda su PPK
durante la pelea contra un matón en la oficina de Osato y al huir de allí, dispara contra un guardia de
seguridad de Osato.
Mr. Osato, que previamente ha visto la pistola de Bond a través de un dispositivo de rayos X en su
escritorio, identifica orgullosamente el arma ante Blofeld:
Blofeld: ¿Sabe qué clase de arma es esta?
Osato: Una Walther PPK.
Blofeld: Sólo una persona que conozcamos la utiliza. James Bond.
Resulta un poco ilógico, dada la popularidad de este modelo que todavía hoy es aceptado y
producido, que SPECTRA sólo conozca a una persona que utilice la Walther PPK. Obviamente, se
trata de un recurso dramático en el film para identificar a Bond.
En el puerto, Bond dispara con su Walther contra uno de los matones que le atacan.
Al servicio secreto de Su Majestad
El nuevo 007 (George Lazenby) sigue usando la Walther PPK. Tracy toma la PPK de la pistolera de
Bond y le apunta con ella, pero Bond la desarma retorciéndola la muñeca.
James Bond dispara su PPK contra Blofeld durante la persecución de bobsled. 007 pierde la PPK
por un rebote. Nótese cómo en la imagen el seguro de la PPK de Bond está puesto aunque ha
disparado varios tiros a Blofeld antes de perderla. Nótese también la improbable trayectoria del
rebote de Blofeld: saltando desde la delantera del bobsled y luego atajando hasta la parte superior
de la mano de Bond, evitando totalmente su pulgar, el cual está en medio. Naturalmente, es debido
a que no hay ninguna bala auténtica rebotando sino que se trata de efectos especiales.
Kleff, uno de los matones de Draco que captura a Bond, le apunta con otra Walther PPK.
Diamantes para la eternidad
James Bond (de nuevo Sean Connery) porta su Walther PPK con cachas marrones, aunque nunca
la dispara, sólo desenfunda su PPK cuando busca intrusos en la habitación de su hotel en Las
Vegas.
Sean Connery posó como James Bond sosteniendo la Walther PPK con silenciador para fotos
publicitarias.
Vive y deja morir
El nuevo Bond (Roger Moore) usa dos Walther PPK .32 ACP durante la película, aunque nunca tiene
la oportunidad de dispararlas. La primera PPK de Bond es detectada por Solitaire y destruida por
Tee-Hee. La parte delantera del cañón fue reemplazada por metal fino y ahuecado para poder ser
doblado fácilmente: puede verse por el irregular reflejo en esta parte de la utilería. Tee-Hee devuelve
a Bond la ahora inútil PPK.
Posteriormente Bond, con una nueva PPK, interroga a Rosie Carver.
El aliado de Bond en la CIA, Harold Strutter, también lleva una Walther PPK cuando llega al callejón
de Harlem.
El hombre de la pistola de oro
Roger Moore dispara por primera vez su Walther PPK. Este modelo usa munición 9mm Kurz (.380
ACP) y de ahí el comentario de Bond: ”¿Seis balas contra una?” ("Six bullets to your one?")
Dada la trama de la película, otros personajes hacen alusión al arma de Bond. Así, Scaramanga
tiene un maniquí de Bond con una Walther PPK y Lazar afirma: “Aquí sólo encontrará artesanía y
calidad. La fabricación en serie, su Walther PPK, por ejemplo, no me gusta hacerla.”
Bond se oculta dentro del club Bottoms Up con su PPK desenfundada. En su habitación del hotel,
007 apunta la PPK hacia Andrea.
El punto culminante del film es el duelo entre Scaramanga -con su Pistola Dorada Colibri 4.2mm- y
James Bond -con su Walther PPK. Bond dispara una bala al girarse, otra contra una imagen de
Scaramanga y otra contra el Saloon para luego perder el arma. Bond termina usando la Walther del
maniquí, que después usará como martillo para conseguir el Agitador Solex.
Pose de duelo entre Bond y Scaramanga
La espía que me amó
James Bond dispara su Walther PPK en la casa de Fekesh. En las Pirámides desenfunda la PPK,
así como en las ruinas egipcias.
Bond dispara a Stromberg a través de un tubo bajo la mesa de este. Mirando la ventana de
expulsión, puede notarse que la PPK se atasca con un casquillo de fogueo después de que dispare
un tiro por el tubo. Esto sucede las dos veces que dispara la PPK. También es un fallo de
continuidad porque momentos después Bond dispara varios tiros más a Stromberg sin limpiar el
atasco ni recargar.
Intentando rescatar a Anya, Bond dispara a Tiburón y la bala da en los dientes del villano, la pistola
se encasquilla y esta vez si se ve a Bond solucionar el problema y disparar de nuevo.
La agente XXX/Anya sujeta brevemente la PPK de Bond durante la escena final en la cápsula de
escape.
Moonraker
A pesar de las imágenes promocionales, ¡Bond no usa ninguna pistola durante esta película!
Ni siquiera aparece en los créditos. De hecho, sólo dispara un arma de fuego: una escopeta, durante
la “caza del faisán”.
Sólo para sus ojos
La Walther PPK regresa, esta vez con cachas marrones. El asesino Gonzales examina la PPK de
Bond, comentando: “Una Walther PPK...Tipo estándar, Servicio Secreto Británico. Licencia para
matar… o para que lo maten.”
Bond desenfunda su PPK mientras abre la puerta cautelosamente… para encontrarse a Bibi.
Dispara su PPK contra Locque durante el asalto en la playa. En su barco, Columbo apunta a Bond
con su propia PPK hasta que se la devuelve. Cuando Bond apunta a Colombo, nótese el control de
gatillo de Bond (el dedo fuera del guardamonte para evitar disparos accidentales). Durante el asalto
en Albania, Bond dispara su PPK y también después contra el coche conducido por Locque.
Emile Locque, en la playa, apunta con su propia PPK a Bond. 007 golpea la mano de Locque,
haciéndole soltar el arma.
Bond recoge esta PPK. Esta pistola podría ser de utilería, ya que el gatillo ha desaparecido. Puede
verse que el seguro/desmonte (dispositivo que permite desamartillar el arma) está puesto (un error
de continuidad), lo cual también podría explicar por qué el gatillo no es visible.
La Walther PPK usada por Moore (número de serie 214818) fue proporcionada por el armero Bapty.
La casa de subastas Christie’s la sacó a subasta el 5 de diciembre de 2006, pero finalmente fue
retirada. Se estimaba un precio de venta entre 16.000 y 23.000 dólares.
La Walther PPK original usada por Roger Moore en “Sólo para sus ojos” y retirada de la subasta de
Christie’s.
Una Walther P38 puede verse en los títulos de crédito.
Octopussy
La Walther PPK sólo hace una breve aparición en los títulos de crédito iniciales, cuando varios
brazos de mujer rodean a James Bond (Roger Moore), el cual sostiene la PPK (en el círculo) entre
otras cinco armas, y más tarde cuando una mano enguantada sostiene la Walther frente a una
mujer. No aparece más.
Durante toda la película, Bond cambia la tradicional Walther PPK por la entonces nueva Walther P5.
A pesar de que James Bond le diga a Q que "I’ve also mislaid my PPK" (“También he extraviado mi
PPK” / “También he perdido mi pistola especial”, en el doblaje español), realmente el arma de 007 es
una Walther P5 en este film. El uso de la P5 fue para complacer a la empresa Walther, la cual quería
promocionar la nueva pistola. La P5 es la misma que usa Sean Connery en “Never Say Never Again”
(“Nunca Digas Nunca Jamás”), la película rival de “Octopussy” en aquel año 1983.
Walther P5
La Walther P5 es una pistola semiautomática de 9mm, de formato compacto, desarrollada a
mediados de la década de 1970. Fue diseñada con las fuerzas de la policía alemana en cuenta
(también fue empleada por la policía holandesa y algunos ejércitos africanos), que trató de sustituir a
las pistolas 7,65mm incorporando características de seguridad mejoradas y empleando el proyectil
9x19mm Parabellum. Disponía de un seguro externo (palanca de desmontado en el lado izquierdo
de la armadura) y dos internos (seguro de corredera y seguro automático de la aguja percutora).
Especificaciones:
Tipo: Pistola semiatomática.
Longitud: 180 mm.
Longitud del cañón: 90 mm.
Peso: 795 gr.
Calibre: 9 mm.
Cargador para 8 proyectiles
Acción del gatillo: doble acción
Mecanismo de cierre: sistema de bloque descendente Walther
Tope del gatillo: fijo
Miras: graduables para corrección lateral
Radio de mira: 134 mm
Fijador de la corredera: en el lado izquierdo de la armadura (combinado con la palanca de
desmontado)
Fijador del cargador: en la parte inferior de la armadura
Material: corredera y cañón de acero, armadura de aleación.
Acabado: revestimiento negro mate
Cachas: sintéticas.
En la India, James Bond desenfunda su Walther P5 mientras su contacto Vijay le ayuda a escapar.
Un matón le da una patada y la pierde. Bond confronta a Octopussy armado con otra P5. 007
empuña esta P5 cuando se enfrenta al General Orlov y la dispara en el posterior tiroteo con
soldados soviéticos fuera del tren.
La P5 se usó en fotos promocionales de la película:
Panorama para matar
La Walther PPK reaparece como arma de James Bond. La usa mientras persigue a May Day en la
Torre Eiffel. En el Ayuntamiento de San Francisco, May Day le quita su arma a Bond y ella la
intercambia con la de Max Zorin.
En una escena eliminada, M saca a 007 de una comisaría francesa y el policía muestra a Bond sus
pertenencias, que incluyen la PPK.
Jenny Flex también es vista llevando una PPK, primero empuñándola en la carrera hípica de
obstáculos y luego persiguiendo a Bond en la mina.
007 Alta Tensión
Un nuevo James Bond (Timothy Dalton) usa su Walther PPK de calibre .32, tanto con silenciador
como sin él. La desenfunda en Viena, asustando sorpresivamente a un niño. En Tánger, James
Bond la apunta con silenciador hacia el General Pushkin para intimidarle y después para
"asesinarle”. También en Tánger, dos mujeres que luego resultan ser agentes de la CIA consiguen
arrebatarle su arma, aunque luego le sea devuelta por Felix Leiter. Bond intenta desenfundar su PPK
cuando comprende que Kara le ha drogado. Finalmente, usa una Walther PPK para detener a Brad
Whitaker, pero las balas no pueden penetrar la armadura del villano. Después de que Bond vacíe el
cargador contra Whitaker, este responde: “Je. Ha disparado sus ocho tiros. Yo tengo mis ochenta.
Ja, ja, ja. Su pistola no sirve de nada contra este nuevo modelo de armadura.”
El arma de francotirador usada por Bond es una Walther, concretamente un rifle WA 2000, que le
proporciona Saunders.
Bond inspecciona el WA 2000 y prefiere su propia munición con punta de acero a la de Saunders, ya
que los tiradores de la KGB llevan chalecos antibalas.
Por otra parte, la policía checa usa ametralladoras Walther MPK.
007 Licencia para matar
James Bond (Timothy Dalton) vuelve a usar la Walther PPK como arma personal en este film. Esta
particular PPK es una variante alemana Waffenamt de la Segunda Guerra Mundial. Es debido a que
esta PPK fue proporcionada por Stembridge Gun Rentals en vez de por Bapty and Co., ya que la
película fue filmada enteramente en Estados Unidos y México. Esta Waffenamt Walther PPK
7.65x17mm Auto (.32 ACP) tiene cachas naranjas de baquelita, arandela inferior para sujetarla con
un cordón, mira trasera más pequeña, parte superior acanalada y frontal irregular.
Waffenamt Walther PPK
Bond busca en la casa de Felix y Della con su PPK desenfundada. 007 se prepara para entregar su
PPK a M en la Casa Hemingway, remarcando sarcásticamente que esto es un "adiós a las armas”.
Bond muestra a Pam su PPK en una pistolera.
Sánchez se queda la PPK tras una entrevista con Bond en el despacho del narcotraficante.
Esta Walther PPK fue proporcionada por el armero Stembridge Gun Rentals, Inc., (número de serie
348075K) y fue vendida privadamente en abril de 2008, sin que se informara del precio de venta.
Walther PPK original usada por Timothy Dalton en “007 Licencia para matar”.
Darío usa una Walther P5 clavándola en la espalda de Bond.
GoldenEye
Un nuevo James Bond (Pierce Brosnan) sigue usando la Walther PPK como arma personal.
Bond usa la Walther PPK con silenciador en la escena de apertura en la fábrica de armas químicas.
Apunta su arma a Valentin Zukovsky, quien identifica el sonido del amartillado: “Una Walther PPK.
Siete, sesenta y cinco milímetros. Sólo conozco a tres hombres que usen esa pistola. Y creo que he
matado a dos de ellos.” 007 usa el arma para mantener a Xenia a raya en la sauna de su hotel. “No
necesita la pistola, Comandante” –dice ella. “Eso depende de lo que entienda usted por sexo seguro”
–replica Bond.
El General Ourumov usa el arma de Bond para disparar al Ministro de Defensa ruso Dimitri Mishkin y
a un guardia próximo para después lanzársela a 007, tras descargar el magazine (¡pero no la
recámara!) y llamar a los guardias para que le maten.
Bond dispara su Walther PPK en la guarida de Jano, pero es confiscada por este.
La Walther PPK (número de serie 811590) usada por Brosnan fue facilitada por el armero Bapty. Fue
subastada con el correspondiente silenciador por Christie’s el 5 de diciembre de 2006, alcanzando
un precio de 52.166 dólares.
Pistola Walther PPK original usada por Pierce Brosnan en “GoldenEye” y subastada por Christie’s.
El mañana nunca muere
Durante la mayor parte del film, James Bond (Pierce Brosnan) porta la Walther PPK como su arma
personal, apareciendo en los títulos de crédito.
Bond le coloca el silenciador cuando Paris Carver aparece para confrontarle. La dispara en las
rotativas del diario “Tomorrow”. Bond toma la PPK del compartimento oculto en su BMW. 007 busca
enemigos en su habitación del hotel con la PPK preparada.
En Shanghái, Bond coge una Walther P99 del armero oculto de Wai Lin: "Ah. La nueva Walther. Le
pedí a Q que me consiguiera una.” A partir de aquí, usará la P99 el resto del film.
El diseño de la pistola Walther P99 se inició en 1994 en un intento para superar los problemas de la
previa P88, la cual no había despertado interés suficiente como para fabricarla a gran escala debido
a su alto precio de fabricación, y en 1997 fue presentada. El objetivo principal era modernizar la
pistola Walther con todos los adelantos técnicos e incluir los últimos materiales desarrollados en la
que sería el arma insignia de la firma alemana. Es mucho más barata y tiene la simplicidad que
gusta a los ejércitos modernos. No tiene seguros manuales, usando en su lugar tres seguros
automáticos: seguro de gatillo, seguro de agotamiento de pila y seguro de percutor. Presenta
materiales más livianos y económicos, como el polímero. En la parte superior de la corredera, tiene
un botón para desamartillar el arma en las versiones “militares”. En estas, la corredera de polímero
es de color verde, mientras que en las estándar es negra. Desde el momento de su presentación, el
arma fue un éxito tanto por su rendimiento como por sus ventas.
Especificaciones:
Año de diseño: 1996
Peso: 720 g (sin cargador)
Longitud: 180 mm.
Longitud del cañón: 102 mm.
Altura: 135 mm
Calibre: 9 mm (.354)
Capacidad del cargador: 16 cartuchos, realmente 15 (9mm)
Acción: Operación de retroceso.
Bond comprueba la mira del arma, usándola luego, con silenciador, a bordo del barco furtivo.
La Walther P99 fue el arma que apareció en los pósters de la película.
Brosnan usó dos Walther P99 proporcionadas por el armero Bapty. Una de fogueo, con silenciador
(número de serie B6515945), fue subastada por Christie’s alcanzando un precio de 52.166 dólares.
Otra (número de serie V1667) alcanzó un precio de 11.856 dólares en la misma subasta.
Pistolas P99 originales usadas por Pierce Brosnan en “El mañana nunca muere” y subastadas por
Christie’s.
El mundo nunca es suficiente
James Bond lleva la Walther P99 durante todo el film. La P99 aparece en la primera secuencia sobre
la mesa del banquero. Se revela como una granada aturdidora activada por un control remoto oculto
en las gafas. 007 amenaza con la P99 a Mr. Bullion. Interroga a Renard antes de intentar dispararle,
ajustándole un silenciador. Bond se reúne con Zukovksy apuntándole con la P99 y la dispara durante
la batalla en la fábrica de caviar.
Brosnan usó dos Walthers P99 proporcionadas por Bapty. Una (número de serie 037406) fue
subastada por Christie’s alcanzando un precio de 11.856 dólares. Otra fue retirada de la misma
subasta, pero se estimó que hubiera alcanzado un precio entre 9.500 y 13.000 dólares.
Pistolas originales Walther P99 usadas por Pierce Brosnan en “El mundo nunca es suficiente”, la
primera de las cuales fue subastada por Christie’s.
Cuando Bond usa sus gafas de rayos-X, puede ver varias armas ocultas, una de las cuales parece
ser una Walther PPK/S.
Muere otro día
La Walther P99 es, por tercera vez, el arma de James Bond. Apunta con ella a Von Bierk y se la
quitan al ser descubierto. Bond limpia y carga otra P99 en lo que luego resultará ser un ejercicio. La
mira es estilo Glock, lo que significa que está hecha en Europa, como debería ser.
Vemos a Bond meter su arma debajo de la almohada. Tras recibir la P99 de manos de Miranda, 007
apuntará con ella a Graves e intentará dispararle, pero se encontrará con que, de nuevo, ha sido
traicionado. ¿Por qué Bond no se da cuenta de que su pistola está inutilizada antes de disparar a
Graves? Si le hubieran quitado las balas, un experto como él hubiera notado la diferencia de peso de
su arma. Por no mencionar que la pistola posee un indicador de bala en recámara en el lado
derecho de la corredera. La explicación puede ser que se ha alterado la aguja percutora. La aguja
percutora interna hace las veces de martillo y, en su parte posterior, posee pintado un punto rojo que
es visible cuando el arma está montada. Si se altera la aguja, Bond puede creer que el arma está
montada y puede disparar, cuando no es así. Afortunadamente, parece que dispone de otra P99 en
su Aston Martin Vanquish, la que utiliza para acabar con Zao. También la usa en su regreso a Corea
y en el avión Antonov.
Q dispara tres tiros a un cristal antibalas con el arma de 007 antes de probar un anillo que entregará
a Bond. Puesto que no han tomado ninguna medida de seguridad, aparte de las gafas de Q, ambos
son afortunados de no ser alcanzados por un rebote.
Otra Walther P99 es usada por Miranda Frost cuando confronta a Bond y a Gustav Graves.
Brosnan usó dos Walther P99 proporcionadas por Bapty (números de serie B8041868 y 037405).
Fueron subastadas por Christie’s el 5 de diciembre de 2006, alcanzando cada una un precio de
11.856 dólares.
Pistolas Walther P99 usadas por Pierce Brosnan en “Muere Otro Día” y subastadas por Christie’s.
Casino Royale
El arma del nuevo James Bond (Daniel Craig) durante casi toda la película es la Walther P99.
Aparece con y sin silenciador. Se usaron tanto Walthers reales como réplicas de aire comprimido
Walther PAK Umarex. También se la ve en los títulos de crédito. Bond desamartilla y guarda su P99
con silenciador en la oficina de Dryden durante la secuencia pre-créditos de la película. En
Mozambique, 007 desenfunda su P99 de su pistolera Vega IB339 IWB y dispara contra Mollaka.
Bond recibe una Walther P99 en Montenegro, comprobando en su Aston Martin DBS que tiene una
bala en la recámara para asegurarse de que hay munición en el cargador. Bond y Steven Obanno
lucharán a muerte por esta P99 con silenciador. Finalmente, Bond dispara una P99 con silenciador
en la casa de Venecia.
Walther P99 y Walther P99 de fogueo con silenciador originales usadas en pantalla por Daniel
Craige en “Casino Royale”.
Durante la filmación de escenas de riesgo se recurrió a una P99 y pistolera Vega de goma para
evitar accidentes.
Réplica de goma usada en “Casino Royale”
“Casino Royale” supone el regreso de la Walther PPK como arma de Bond. Usa una Walther PPK de
7.65mm en la pelea pre-créditos con Fisher, terminando en el suelo durante la parte final de la
misma. Aunque estos planos fueron eliminados del montaje final de la película, finalmente es
recuperada por Bond para completar su primer asesinato y comenzar la primera secuencia gunbarrel
de Craig. En los créditos se puede ver la Walther PPK junto con la P99.
Es la Walther PPK con silenciador la que se ve en los pósters de la película.
Uno de los terroristas ugandianos dispara una PPK hacia Bond y Vesper dentro del hotel.
Quantum Of Solace
La Walther P99 desaparece para ser la PPK el arma de James Bond durante la película. La usa
hasta que la pierde en la caída libre después de que el avión se estrelle. Bond usa la PPK durante la
persecución a Mitchell por Siena, que termina con 007 disparando cabeza abajo. La dispara en la
Ópera. Usa de nuevo una PPK para amenazar a Yusef en la conclusión del film.
Skyfall
Bond usa tanto la Walther PPK como la versión Walther PPK/S.
Bond dispara su PPK contra Patrice en el mercado, la recarga durante un tiroteo y vuelve a disparar
contra el villano en el tren hasta que se queda sin munición y la tira. 007 dispara la PPK durante un
ejercicio de cualificación. Nótese que cuando Bond se irrita y vacía su PPK sobre la diana, dispara
nueve veces, una vez más que la capacidad de una PPK. La diana muestra once agujeros de bala,
dos más de las que Bond dispara y tres más que la capacidad de una PPK.
La agente de campo Eve usa igualmente una PPK.
Cuando Q entrega a Bond su nueva pistola, se refiere a ella como "Una Walther PPK/S, nueve
milímetros [el original inglés añade “short”, “corto”]. Lleva sensores microdérmicos en la
empuñadura, codificada con las huellas de tu mano. Sólo tú puedes usarla. No es una máquina de
matar aleatoria. Es un accesorio personalizado.” Si el indicador se ilumina en verde, permite que
Bond dispare. Si se ilumina en rojo (como en el Casino), alguien más intenta usar la pistola (esta
clase de seguridad se vio en “007 Licencia para Matar”). Bond desenfundará su arma en Shanghái,
acechando a Patrice antes de enfrentarse con él.
La PPK/S tiene la singularidad de llevar la armadura de la PP con la corredera de la PPK. Esta
PPK/S se hizo para sortear las leyes americanas de importación de armas, que exigían un tamaño
mínimo para las pistolas.
Tras perder su accesorio personalizado en Macao, Bond usa una PPK .32 estándar cuando vuelve al
Reino Unido y la usa durante la secuencia del metro y el ataque contra M. Nótese el control de gatillo
de Bond.
Más tarde la PPK será usada por M durante el ataque de los hombres de Silva a Skyfall Lodge.
Después de que M dispare la PPK contra los hombres de Silva, ella recuerda lo mala tiradora que
es.
Y para terminar, aquí tenemos una imagen promocional de “Skyfall”, con James Bond sosteniendo la
Walther PPK/S en Shanghái. ¿Véis el error?
Este es el fotograma de la película, en la cual evitaron ese error:
¡Exacto! ¡Si Bond llevara guantes, la Walther PPK/S no podría funcionar!
Fly UP