...

Más de 150,000 cristianos asesinados al año y 200 millones sufren

by user

on
Category: Documents
1

views

Report

Comments

Transcript

Más de 150,000 cristianos asesinados al año y 200 millones sufren
Se deteriora la libertad religiosa en el mundo
“En los últimos años el reconocimiento y el ejercicio de la libertad religiosa
se han deteriorado en el mundo”. Así lo afirmaba el investigador Francisco
Porras del Centro de Investigación Social Avanzada (CISAV) de México en el Encuentro
sobre “la Libertad religiosa de los pueblos y las relaciones Iglesia – Estado” en San José de
Costa Rica, convocado por el Departamento de Comunión Eclesial y Diálogo del CELAM.
El deterioro de la libertad religiosa en el mundo
Dr. Francisco Porras
Centro de Investigación Social Avanzada (CISAV)
[email protected]
En los últimos años y de manera importante en algunas regiones del mundo, el
reconocimiento y el ejercicio de la libertad religiosa se han deteriorado.
Mayores restricciones y hostilidades
1
Como se sabe, el Mensaje para la
Celebración de la XLIV Jornada de la Paz de
Benedicto XVI del 1º de enero de 2011
(Benedicto XVI, 2011) fue dedicado a la
libertad religiosa. Además de recordarnos la
multidimensionalidad de esta libertad, que
no solamente incluye las libertades del fuero
interno sino también la libertad de las
comunidades religiosas de manifestarse y
colaborar con el bien público, el mensaje
señala la urgente necesidad de que los Estados protejan a sus ciudadanos en contra de la
persecución religiosa.
Al momento de su publicación, las minorías cristianas de China, Irak y Egipto
pasaban por crisis especialmente graves, sufriendo restricciones a sus derechos
fundamentales y abusos por parte de sus gobiernos, así como ataques de grupos
fundamentalistas que ponen en riesgo su existencia misma. El mensaje del Papa
argumenta que si también se consideran los actos discriminatorios que no ponen en
riesgo inmediato la vida, “los cristianos son actualmente el grupo religioso que sufre el
mayor número de persecuciones a causa de su fe” (ibid., n. 1). El tono general del mensaje
es que en los últimos años, la libertad religiosa en el mundo se ha deteriorado de manera
importante.
Lamentablemente este panorama ha sido confirmado por varias fuentes. En 2007,
la Resolución 6/37 del Consejo de los Derechos Humanos de las Naciones Unidas
argumentó que los actos de intolerancia y violencia contra miembros de comunidades
judías, musulmanas y cristianas ha ido en aumento (CDH-ONU, 2007).
El Informe Preliminar del Relator Especial sobre la Libertad Religiosa o de Creencia
de 2010, encargado de implementar la Resolución mencionada, estableció que esto era
especialmente patente en países con leyes que no reconocen que las minorías religiosas
tienen los mismos derechos que la población mayoritaria. Este mismo informe
recomienda que los Estados reconozcan, promuevan y defiendan la libertad religiosa
como un tipo de derecho humano fundamental; que prevengan las prácticas culturales
dañinas a la libre expresión de las ideas; que eviten usar la expedición de documentos
oficiales de identificación como un instrumento de control de las prácticas religiosas; que
se proteja el derecho de las comunidades religiosas para establecer instituciones sociales,
culturales y humanitarias; y que se protejan los lugares de culto, pues los creyentes son
especialmente vulnerables cuando se encuentran en ellos (Special Rapporteur on
Freedom of Religion or Belief, 2010).
Otro referente importante es el Informe sobre Restricciones Globales a la Religión
preparado por Pew Research Center. Este análisis utiliza indicadores cualitativos y
2
cuantitativos para producir una matriz con dos tipos de variables. Las primeras son las
restricciones gubernamentales a la libertad religiosa, lo que incluye leyes, jurisprudencia,
política pública, asignación de presupuestos y decisiones políticas que obstaculizan el
ejercicio de las libertades de creencia, manifestación de tales creencias, asociación y
actuación pública de los creyentes, en cuanto creyentes. En segundo lugar se encuentran
las variables relacionadas con la hostilidad social, que se define como la amenaza o el uso
de la fuerza dirigida contra individuos o grupos religiosos por sus conciudadanos,
motivados por motivos religiosos u odio a la fe. Este reporte se ha publicado en dos
ocasiones (en 2009 y en 2011), lo que ha permitido realizar un análisis de tendencias.
Entre los resultados de las dos ediciones del Informe destacan:
 62% de los países del mundo tienen niveles altos o muy altos de
restricciones gubernamentales combinadas con hostilidad social. En 23% de
los países, las dos variables empeoraron en el periodo comprendido entre
2009 y 2011.
 Esto implica que cerca de 2,200 millones de personas (32% de la población
mundial al momento de la publicación del Informe de 2011) viven en países
donde la libertad religiosa se ha deteriorado. Este impacto amplificado en
las personas se explica porque los países donde aumentaron las
restricciones gubernamentales son también los más numerosos.
 Entre 2009 y 2011, el número de gobiernos que usó alguna medida de
fuerza en contra de sus ciudadanos por motivos religiosos pasó de 91 (46%)
a 101 (51%). Esto puede incluir leyes injustas, asesinatos, abuso físico,
prisión, detención injustificada, desplazamiento forzado, y confiscación de
propiedad personal o de comunidades religiosas. Los países donde las
restricciones gubernamentales han aumentado de manera más significativa
son Egipto, Francia, Uganda, Malasia, Yemen, Siria, Somalia, Serbia,
Tayikistán, y Libia. Por otro lado, estas restricciones han disminuido en
Grecia, Togo y Nicaragua, entre otros países.
 En el mismo periodo, las hostilidades sociales aumentaron en China,
Nigeria, Rusia, Vietnam, Tailandia, el Reino Unido, Suecia, Bulgaria,
Dinamarca y Mongolia. En Tanzania, Chad, Líbano y Liberia han disminuido.
En general, tres cuartas partes de los países del mundo han experimentado
hostilidad social en contra de sus ciudadanos por motivos religiosos. En el
periodo entre 2009 y 2011, los incidentes de violencia colectiva en las calles
(mob violence) por motivos religiosos se incrementó en seis puntos
porcentuales.
3
En general, la conclusión es que, entre 2009 y 2011, la libertad religiosa se deterioró en
más lugares de los que mejoró (cf. Pew Research Center, 2009 y 2011).
La persecución de los cristianos
En la edición de 2011, el citado informe del Pew Research Center reporta que los
cristianos son víctimas de algún tipo de restricción gubernamental u hostilidad social en
130 países (de un total de 189 monitoreados). Esto nos hace el grupo religioso que sufre
mayor persecución en el mundo. Después de todas las denominaciones cristianas, se
encuentran los musulmanes (perseguidos en 117 países), otras religiones (en 84), los
judíos (en 75 países), los Hindús (en 27 países), y los Budistas (en 16 países) (ibid.: 2011).
Si se toman en cuenta a todos los miembros de las comunidades cristianas, la cifra
de muertes por persecución religiosa es cercana a 150,000 al año, según Mons. Anthony
Frontiero, miembro del Consejo Pontificio Justicia y Paz. Adicionalmente, más de 200
millones de cristianos en el mundo sufren persecución por su fe. Para Mons. Mario Toso,
Jefe de la Delegación de la Santa Sede ante la Organización para la Seguridad y
Cooperación en Europa (OSCE), “más de 200 millones de cristianos, en todo el mundo,
sufren alguna forma de odio, violencia, amenaza, confiscación de propiedades y otros
abusos a causa de su religión, siendo el grupo religioso más discriminado” (Pérez, 2011).
El panorama es alarmante dado que, a pesar del omnipresente discurso sobre
derechos humanos fundamentales, los actos de violencia y discriminación en contra de
creyentes en general, y cristianos en particular, no solo no disminuyen sino que
aumentan. Tanto las restricciones gubernamentales como las hostilidades sociales se
explican, en parte, por una concepción de la vida pública y la religión que no es adecuada.
Por un lado, en Occidente se supone que toda manifestación pública de la fe es
equivalente a la violación de los derechos de quienes no profesan tal creencia, lo que da
por resultado leyes, culturas políticas y sociedades que tratan de mantener la religión en
el foro interno de la conciencia. Por otro lado, países con leyes en contra de la blasfemia y
otros ordenamientos confunden el orden público con la norma religiosa, tratando de
eliminar el derecho al legítimo disenso.
En la actual situación es indispensable repensar la relación entre creencia privada y
bien público, yendo más allá de los lugares comunes que han originado tantas violaciones
en contra de la libertad religiosa. Un buen punto para iniciar es reconocer que la libertad
religiosa permite la creación de capital social, lo que es indispensable para tener
sociedades justas y comprometidas con el bien del otro. Como ha argumentado el Papa,
quien niega a sus conciudadanos la posibilidad de vivir una vida de fe, niega a la sociedad
las reservas de esperanza que se necesitan para lograr el bien público.
Referencias
4
Benedicto XVI (2011) La Libertad Religiosa, Camino para la Paz. Mensaje de Su Santidad
para la Celebración de la XLIV Jornada Mundial de la Paz, [en línea],
<http://www.vatican.va/holy_father/benedict_xvi/messages/peace/documents/hf_benxvi_mes_20101208_xliv-world-day-peace_sp.html>, consultado el 28 de marzo de 2012.
CDH-ONU [Consejo de Derechos Humanos. Organización de las Naciones Unidas] (2007)
Resolución 6/37. Eliminación de Todas las Formas de Intolerancia y Discriminación
fundadas en la Religión o en las Creencias. Nueva York: Organización de las Naciones
Unidas.
Pérez, Sara (2011) Más de 150,000 cristianos asesinados al año y 200 millones sufren
persecuciones, [en línea], <http://www.e-libertadreligiosa.net/analisis-mundo/34libertadreligiosaamericanorte/440-mas-de-150000-cristianos-son-asesinados-al-ano-y200-millones-sufren-persecuciones.html>, consultado el 24 de enero de 2011.
Pew Research Center (2009) Global Restrictions on Religion, Washington, D.C.: Pew Forum
on Religion and Public Life.
__________________ (2011) Rising Restrictions on Religion, Washington, D.C.: Pew Forum
on Religion and Public Life.
Special Rapporteur on Freedom of Religion or Belief (2010) Interim Report of the Special
Rapporteur on freedom of Religion or Belief, [en línea], <http://daccess-ddsny.un.org/doc/UNDOC/GEN/N10/470/47/PDF/N1047047.pdf?OpenElement>, consultado
el 19 de enero de 2011.
5
Fly UP